En el presente artículo, su autora, jefe de departamento de la especialidad de
Economía en el IES “Bernat de Sarriá” de Benidorm (Alicante), analiza el
practicum del Máster en Formación del Profesorado como una oportunidad para que el
alumnado pueda reflexionar sobre la experiencia docente y conocer los problemas reales del centro educativo y del aula, partiendo de los conocimientos adquiridos
en cada una de las diferentes materias del master.

El Máster en Formación del Profesorado
en Secundaria para los futuros docentes

Olga Femenía Millet
Profesora en el IES “Bernat de Sarriá” de Benidorm (Alicante)

ADA  vez  es más complicado  ser  profesor

de Enseñanza Secundaria. En este momento, para poder ser profesor se necesita realizar un Máster oficial de Enseñanza en Secundaria, en donde se pide tener un nivel intermedio de una lengua extranjera y si además el alumno/a se encuentra en una Comunidad Autónoma en la que se tiene lengua propia se necesita tener un nivel intermedio de la lengua propia. Con ello quiero decir que no es un camino fácil ser profesor hoy en día, ya que no todas las personas tienen facilidad para el aprendizaje de un idioma.
La principal desventaja que tiene el Máster de Enseñanza Secundaria es su coste económico, ya que no todo estudiante puede permitirse el lujo de pagarlo, impidiendo a futuros docentes que puedan acceder a la función pública.
El Máster de Secundaria está dividido en dos cuatrimestres: el primer cuatrimestre está dedicado a la docencia directa y el segundo al practicum y al trabajo fin de master.
Durante el cuatrimestre dedicado a la docencia directa cada vez se pretende más que el futuro docente sea investigador y no solo un mero profesor, por ello se les imparte una asignatura denominada “Innovación docente e iniciación a la investigación educativa”, para que ellos aprendan a diseñar, desarrollar y evaluar un proyecto de investigación educativa en el que se pueda mejorar la eficacia escolar y conocer las bases documentales y recursos para la investigación educativa.
Las ideas claves que orientan el Máster para la Formación del Profesorado en Enseñanza Secundaria son:
- La relación teórica-práctica y la función del practicum en la formación: para ello se ha tener en cuenta que el practicum debe considerarse como parte fundamental del proceso dialéctico a establecer entre teoría y práctica, a través del cual la teoría informa y transforma la práctica y viceversa, superando visiones del practicum como aplicación de conocimientos teóricos o solamente como fuente de datos para generar nuevos conocimientos.
- La definición del currículum de cada módulo de acuerdo con un planteamiento por competencias profesionales: para ello se ha de enseñar al alumno/a en su búsqueda por definir su personalidad, su forma de aprender y su futuro y además formar parte de un colectivo que colabora en la definición y aplicación de un proyecto educativo de centro, junto con otras instituciones y grupos relacionados con el ejercicio de la profesión.
- La formación como un proceso de autorregulación metacognitiva: esto significa que la formación (tanto teórica como práctica) debe posibilitar la autorregulación de las formas de pensar y actuar del alumnado, para ello además de transmitir conocimientos se debe construir criterios que posibiliten identificar problemas y temáticas relevantes en el ejercicio de la profesión, contrastar las propias ideas y prácticas con las que forman parte del cuerpo teórico actual y por último tomar decisiones de actuación.

El practicum

El practicum (la práctica del Máster de Secundaria) tiene como propósito facilitar al alumnado el contacto directo con las actividades de los centros educativos en contextos reales con la finalidad de adquirir las competencias propias de la profesión docente.
Por lo que con este período de inmersión en la vida real de un centro educativo el alumno/a tiene contacto directo con las actividades lectivas propias de la especialidad de economía y además también tendrá la oportunidad de conocer directamente los diversos ámbitos que caracterizan el funcionamiento ordinario de un centro educativo para desarrollar las competencias de la profesionalidad.
Es muy importante este período de prácticas para que el alumno/a analice si realmente considera la enseñanza su futura carrera profesional, ya que solamente se conocen las tareas que realiza un docente cuando se está trabajando en un centro educativo.
Las 300 horas de estancia en un centro educativo (12 créditos) permiten ofrecer al alumnado del master de secundaria una panorámica de las diversas dimensiones que configuran la labor docente a lo largo de su vida profesional como: acción tutorial, relación con las familias, la atención a la diversidad, las funciones del equipo directivo, actividades complementarias y extraescolares, uso de las Tecnologías de la Información y Comunicación en los procesos de enseñanza, el aprendizaje y la gestión administrativa que corresponde a los docentes, reuniones del claustro, consejo escolar, equipos docentes y juntas de evaluación.
Una vez el alumnado ha realizado el período de prácticas (el practicum) se emite un informe de valoración acerca de las actividades desarrolladas, que puede ser calificado como apto o no apto.  
Permitiendo, tanto el período de prácticas como el informe de valoración analizar si el alumno/a se encuentra capacitado o no para ejercer como futuro profesor, ya que no es una decisión solamente del tutor de prácticas, sino que también es una decisión que depende del propio alumno. 
Una ventaja del practicum es que el alumnado elige el centro educativo (por estar más cerca de su casa o del trabajo que está desempeñando en ese momento) entre los acreditados por la Consejería de Educación, que tienen profesores acreditados de la especialidad que están cursando en el master, siendo el director del centro educativo elegido el que asigna el profesor más adecuado que normalmente suele tener de dos a tres alumnos como máximo y además está vinculado con la Universidad donde el alumno está realizando las prácticas.

Conclusiones

Después de ejecutar y valorar todo el trabajo realizado en el practicum se llegó a las siguientes conclusiones:
- Los alumnos del master presentan los mismos problemas que casi todos tuvimos cuando comenzamos la carrera, como: inseguridad, momentos críticos de amnesia y el concepto de autoridad.
- El factor humano (recepción del alumnado en el centro educativo donde va a realizar las prácticas) es mucho más decisivo y formador que el académico (conocimiento por parte del alumnado de cada una de las magnitudes del centro educativo).
- La consideración y el trato de la mayor parte del profesorado como unos futuros compañeros ha sido determinante para que el alumnado del master se sienta apoyado.
- La tutela del profesor de secundaria debe enfocarse más en el sentido de lo que significa ser profesor que en la competencia académica de la materia de economía.
- El contacto fluido y constante entre los tutores (tutor del centro educativo de prácticas y tutor de la universidad) es muy importante y ayuda de manera notable a los alumnos, no solo durante el practicum sino también en la elaboración del trabajo final que deben de defender ante un tribunal universitario.
Durante el primer año del Máster de Secundaria ha habido dificultades para encontrar centros educativos para que el alumnado pudiese realizar las prácticas, debido a que muchos centros educativos no estaban todavía habilitados por la Consejería de Educación.
La comisión de selección de la Consejería de Educación para habilitar o no un centro educativo donde el alumnado realice las prácticas tiene en cuenta los siguientes criterios: participación del centro en proyectos de investigación educativa, planes experimentales e iniciativas para la mejora de la calidad educativa, experiencia del profesorado del centro docente en la formación pedagógica y didáctica de alumnos/as, inclusión del uso vehicular del valenciano y las lenguas extranjeras y el uso de las Tecnologías de la Información y Comunicación en las orientaciones didácticas del alumnado.
Cada vez más los profesores se están preocupando por introducir buenas prácticas docentes  y una aplicación innovadora de las Tecnologías de la Información y de la Comunicación para poder mejorar la calidad de la enseñanza de la materia que imparten.
Se ha de avanzar en el desarrollo de un protocolo de acreditación de centros educativos para realizar las prácticas, con el fin de crear una red estable que responda a las expectativas de formación del master en formación del profesorado en enseñanza secundaria.
Para finalizar se concluye que hay suficientes elementos que nos indican que el master en formación del profesorado en enseñanza secundaria es importante en la formación inicial del profesorado de enseñanza secundaria, siendo el reto que se pretende alcanzar en un futuro inmediato es la consolidación de esta formación, de modo que se convierta en el primer paso para lograr que los profesores de secundaria sean mejores profesionales, lo que sin duda nos llevará a tener una educación mejor.