La Reina Doña Sofía acompañada por los profesores premiados y los representantes del BBVA, de la FAD y de la secretaria de Estado de Educación, Eva Almunia.

Promover los valores sociales entre los estudiantes

La Reina Doña Sofía entrega los “Premios a la Acción Magistral 2010”
a dos centros de Melilla y Alcalá de Henares

Un colegio de Melilla y un instituto de Alcalá de Henares han conseguido los “Premios a la Acción Magistral 2010”, por sendos proyectos educativos que pretenden fomentar la integración y el respeto a la diversidad través de la competencia lingüística, y la prevención del abandono escolar a través de la música. La FAD, la UNESCO y el BBVA convocan cada año este certamen, para promover los valores prosociales entre los estudiantes, y resaltar la importancia de la educación en la prevención del riesgo social.

Madrid. G. A.
Su Majestad la Reina Doña Sofía ha entregado en el Palacio de la Zarzuela los “Premios a la Acción Magistral 2010”, que en su sexta edición han recaído en dos centros escolares de Melilla y Alcalá de Henares (Madrid). La Fundación de Ayuda contra la Drogadicción (FAD), la Comisión Española de Cooperación con la UNESCO (Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura), y el BBVA han convocado este certamen, con el fin de “resaltar la importancia que la educación tiene en la prevención de las conductas de riesgo social, entre las que se encuentra el consumo de drogas, la violencia en las aulas o el racismo, así como para destacar la importancia de la función educativa que desarrollan los docentes”.
Este año han concurrido 296 candidaturas de profesores (de modo individual o colectivo) y colegios de toda España, que durante el pasado curso 2009-2010 han desarrollado proyectos o experiencias educativas de promoción de valores prosociales entre el alumnado, como la solidaridad, la tolerancia, la igualdad de género, el respeto a los demás, etc. Y por primera vez se han establecido dos categorías: A (de 0 a 12 años) para proyectos o experiencias realizados en centros de Educación Infantil y Primaria (incluidos los de Pre-Infantil); y B (de 12 a 16 años) para Secundaria Obligatoria y Programas de Cualificación Profesional Inicial (PCPI). En cada una de ellas se han concedido sendos premios de 9.000 euros para el docente o docentes autores del proyecto, y otros 9.000 euros para el centro donde se ha desarrollado.

Crisis en la educación

Durante el acto de entrega la Reina ha estado acompañada por la secretaria de Estado de Educación, Eva Almunia, por la presidenta del Consejo Escolar del Estado, Carmen Maestro, que ha destacado la figura y la labor que realiza el docente, por el director de Responsabilidad Corporativa del BBVA, Antonio Ballabriga, y por el presidente de la FAD, José Ángel Sánchez Asiaín, quien ha manifestado que estos galardones han permitido a su Fundación, “año tras año y desde distintas ópticas, analizar la realidad de una permanente crisis de la educación. Una crisis -ha añadido- que no tiene tanto que ver con dificultades estructurales o con problemas nuevos, cuanto con el creciente y progresivo divorcio que se está produciendo entre la escuela, las familias y el conjunto de la sociedad. Y esto sí que debe preocuparnos de verdad”.
El presidente de la FAD  ha justificado la extensión del certamen este año a los docentes y centros de Secundaria porque “también en este periodo de la vida de los jóvenes se estaban realizando esfuerzos, que era necesario conocer y reconocer”. Sobre todo en los ámbitos de “la mediación para la resolución de los conflictos, la promoción de las acciones de voluntariado, y la utilización del arte como elemento de lato valor educativo”, que han aparecido “con un claro protagonismo” en los proyectos presentados por los educadores de este nivel. Porque, en su opinión, “todos han sido abordados con sugerencias verdaderamente imaginativas y novedosas, buscando la participación activa de los alumnos, de susa propias familias, del claustro de profesores y, en muchas ocasiones, de la propia comunidad”.

Integración lingüística

En la categoría A (Infantil y Primaria) el premio ha sido para el proyecto ALEHOP: programa para el desarrollo de la competencia lingüística, de la profesora Elvira Molina, del CEIP León Solá de Melilla. El proyecto se desarrolla en un centro enclavado en la “cañada de la muerte” melillense, donde sólo el 15% de los niños de 3 año que llegan a este centro tienen conocimientos de castellano. A través del programa ALEHOP se estimula, facilita y desarrolla el lenguaje provocando situaciones de diálogo con ayuda de cuentos, juegos y dinámicas que a la vez que favorecen el aprendizaje del castellano, contribuyen a la integración de los nuevos alumnos y fomentan el respeto a la diversidad. Dentro de esta iniciativa también se ofrecen cursos de alfabetización para padres.
Además, el jurado ha concedido una mención especial al proyecto Radio Solidaria Amiga online, presentado por el CEIP el Murtal de Benidorm (Alicante), que lleva cinco años funcionando con el fin de ayudar a financiar un programa educativo para los niños de la localidad de Manta (Ecuador). Consiste básicamente en un taller de radio escolar que emite online a través de su página web (www.radiosolidariamiga.es) y, entre sus objetivos, está el de fomentar valores como la solidaridad, desarrollar el currículo e implantar las nuevas tecnologías (TIC) como herramientas y recursos del proceso educativo.

Música contra la marginación

En la categoría B (Secundaria) se ha premiado al proyecto Música para nota. Programa de recursos contra el abandono escolar y la exclusión social de María Ángeles Ferrer, profesora del IES Mateo Alemán de Alcalá de Henares (Madrid), cuya principal finalidad es encauzar el tiempo libre de los jóvenes evitando el consumo de drogas”. Gracias a la música, durante los diez últimos cursos 340 alumnos del centro han presentado sus trabajos de investigación en 33 conciertos y concursos, y al mismo tiempo se ha logrado una notable mejora del rendimiento escolar y la continuación de posteriores estudios de ciclos formativos o universitarios entre los alumnos participantes. Además, esta iniciativa favorece la prevención del abandono escolar, “desarrollando nuevas vías formativas en el tiempo libre de los alumnos, que previenen conductas de riesgo y, por tanto, ayudan a protegerlos de la marginación social”.
También en esta categoría se ha concedido una mención especial, que ha recaído en el proyecto Teatro en el Murube. Actuar para ser más que artistas, actuar para ser personas de Matilde López, profesora del IES Joaquín Romero Murube de Sevilla, un centro situado en el Polígono Sur, uno de los barrios más marginales y problemáticos de la capital hispalense. Según destaca el jurado, el 90% de los alumnos del centro es de etnia gitana y el contexto es el de un ambiente empobrecido, hostil y violento, en el que los jóvenes no tienen un interés real en lo académico”. El programa aprovecha el carácter “altamente motivador” del juego teatral como “un recurso para convertir a un alumnado, desinteresado por los contenidos escolares, en amante de la literatura, así como para paliar las carencias con las que viven”. Para ello se trabajan aspectos como la relajación, la cohesión grupal, el estudio de los sentimientos propios y ajenos, que provocan la adquisición de valores.
Junto a las entidades convocantes, han participado activamente en esta edición el Ministerio de Educación, las consejerías de Educación de las comunidades y ciudades autónomas, y representantes de las principales organizaciones de la comunidad educativa, como sindicatos de profesores, asociaciones de padreas y madres, etc. Todos ellos han colaborado en la iniciativa y en los procesos de valoración de candidaturas, hasta la elección de los veinte proyectos finalistas. Todos ellos están disponibles en la página web del Premio a la Acción Magistral http://premio.fad.es .

 

arriba