La UNESCO reivindica la importancia de los docentes en la reconstru-cción de los países afectados por la crisis o los desastres naturales.

El mundo necesitará 9 millones de profesores más en cinco años

La UNESCO celebra el Día Mundial de los Docentes advirtiendo que la recuperación tras la crisis “empieza por los maestros”

El mundo necesitará 9.100.000 profesores en activo más entre 2008 y 2015 para garantizar la educación básica universal prevista en los Objetivos de Desarrollo del Milenio marcados por Naciones Unidas, según advierte una investigación del Instituto de Estadística de la UNESCO. Esta organización ha celebrado un año más el Día Mundial de los Docentes bajo el lema “la recuperación empieza por los maestros”, iniciativa a la que se han sumado la mayoría de las organizaciones más representativas de la comunidad educativa española.

Madrid. G, A.
La Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) celebra desde 1994 todos los 5 de octubre el Día Mundial de los Docentes, con el fin de rendir homenaje a escala internacional a la figura del profesor y reconocer su contribución a la sociedad, así como llamar la atención sobre sus condiciones laborales, su estatus y los problemas que sufren los docentes en los países en guerra. “La recuperación empieza por los maestros” es el lema elegido para la celebración de este año, que pretende reivindicar la importancia del profesorado en la reconstrucción económica, social e intelectual después de la crisis, y la reconstrucción también de los países que “han sufrido guerras, desastres naturales o graves deficiencias en la atención infantil”.
Coincidiendo con ésta efemérides, la UNESCO ha difundido los resultados de una investigación realizada por su Instituto de Estadística, en la que se advierte que el mundo necesitará 9.100.000 profesores en activo más entre 2008 y 2015, para garantizar la educación básica universal prevista en los Objetivos de Desarrollo del Milenio de Naciones Unidas. Por otra parte, ha hecho un llamamiento a toda la ciudadanía para que envíe testimonios (vídeos, fotos e historias escritas) sobre la figura de maestros particulares que hayan destacado en la reconstrucción de sus países después de desastres naturales, guerras u otras catástrofes. Además, profesores de Haití, Israel, Lesotho, Mali y Francia han debatido en la sede de la UNESCO en París sobre cómo afrontar la crisis y han compartido su experiencia en contextos difíciles.

Profesión muy valiosa

Como todos los años, se ha sumado a esta iniciativa la Internacional de la Educación (IE), organización que agrupa a sindicatos de todo el mundo y representa a 30 millones de trabajadores  de la enseñanza. Su secretario general, Fred van Leeuwen ha dicho que “ser docente es desempeñar una de las profesiones más valiosas de este mundo”, ha añadido que “allá donde haya una crisis, están siempre en primera línea para ayudar a la recuperación aunque, desgraciadamente, en muchos países ser profesor indica también cobrar un salario injusto, ser tratado injustamente o incluso arriesgar la vida”. Y ha resaltado que “a pesar de ello, continúan asumiendo la responsabilidad de cuidad a los niños y niñas del mundo, para que en el futuro puedan acceder a mejores puestos de trabajo gracias a unas cualificaciones más altas”.
Por su parte, el ministro español de Educación, Ángel Gabilondo, ha destacado la “labor imprescindible” de los profesores para alcanzar los objetivos educativos y sociales, que hay que reconocer “todos los días”. Ha dicho que el docente “no está solo”, porque pertenece a la sociedad; ha recordado que “no sólo se educa en la escuela”; ha manifestado que “lo más importante esa que se hable siempre bien del profesor”; y ha reclamado una mayor cualificación profesional para este colectivo. 

Reconocer el trabajo docente

La mayoría de las principales organizaciones de la comunidad educativa se han sumado a esta celebración. Así, el sindicato ANPE ha animado a toda la sociedad a “reconocer que el trabajo de los profesores es imprescindible para mejorar el futuro”. Esta organización afirma en un comunicado que “el reconocimiento del valor de la tarea docente es hoy más necesario que nunca, en un curso que se inicia con recortes en las plantillas del profesorado y en los sueldos, y con la disminución de la partida destinada a educación en los Presupuestos Generales del Estado”. También advierte que “nuestro país no puede olvidar la importancia de la educación para superar la crisis económica y social”, y exige a los responsables políticos que sitúen la enseñanza “en la primera línea de sus prioridades”.
Las federaciones de Enseñanza de CC.OO y de UGT han difundido un comunicado conjunto, en el que se hacen eco del planteamiento de la UNESCO y la IE, que destacan el papel de los docentes en la reconstrucción de los países afectados por grandes catástrofes, por deficiencias de escolaridad o por la crisis económica. Estos sindicatos recuerdan que “en millones de aulas de todo el mundo se lleva a cabo el esfuerzo universal de la enseñanza y el aprendizaje, en el que el profesorado es una pieza fundamental”. E insisten en que “una enseñanza de calidad requiere de profesionales bien formados, permanentemente actualizados en sus áreas de conocimiento y motivados, lo que implica una adecuada inversión económica por parte de las administraciones educativas que permita incentivar y apoyar como se merece la labor docente”.

Fomentar la FP

CC.OO y UGT han vuelto a mostrar su rechazo a “las políticas de recortes salariales y sociales, que afectan a los docentes y a los programas que inciden directamente en la lucha contra el fracaso escolar y el abandono temprano que sufre nuestro sistema educativo”. Y han insistido en que “una recuperación económica real y sólida pasa por cambiar el actual modelo productivo por otro basado en el conocimiento y en la investigación y la innovación tecnológica. Para ello es preciso potenciar el sistema educativo y la formación de los jóvenes, mediante una oferta de Formación Profesional suficiente y de calidad, e incentivar dicha formación en los centros de trabajo”.
También el Colegio Profesional de la Educación de Madrid, Doctores y Licenciados, ha difundido un comunicado reivindicando “la necesidad de que la profesión docente alcance un grado mayor de consideración social”. Por ello, cree “totalmente adecuado” el lema elegido para la celebración de este año, ya que “recoge el mensaje de considerar la educación como principal motor para el progreso de los pueblos”. Y afirma que “todas las evaluaciones internacionales demuestran que la calidad de un sistema educativo pasa por la calidad y la formación de su profesorado”.
Por lo que respecta a las confederaciones de padres, el presidente de CEAPA, Pedro Rascón, ha destacado la necesidad de conseguir “una buena formación inicial y continua del profesorado”, a quien hay que “reconocer su contribución a la sociedad”. Por su parte, el presidente de CONCAPA, Luis Carbonel, ha agradecido a los maestros su trabajo y ha insistido en la necesidad de “reforzar la comunicación entre familias y escuelas”. Y COFAPA ha reivindicado en una nota “la dignidad del profesor” como “condición sine cua non si queremos aspirar a una enseñanza de calidad”, porque “no podemos aspirar a tener un sistema educativo mejor sin mejorar su más importante variable: la calidad del profesorado”.

 

arriba