La FP tiene futuro

Dignificar los estudios de formación profesional y lograr que las empresas se impliquen de forma más activa en las prácticas del alumnado que opta por estos estudios. Esta es la firme voluntad que expresan el Departament d´Educació y el Consell de Cambres de Comerç de Catalunya en el convenio de colaboración que hoy firmarán el titular de Educació, Ernest Maragall, y el presidente de las cámaras catalanas, Manuel Valls.
Un informe sobre la situación de las personas graduadas en FP inicial en el curso 2006-2007, elaborado por Educació y las cámaras, constata que el 68% de los titulados en FP logra trabajo a los seis meses de haberse graduado, aunque sólo el 26% lo hace con un contrato indefinido. Este porcentaje supera al conjunto de los contratos indefinidos que se formalizaron en el mismo periodo en Catalunya, que fue del 17%. La mayoría del 5,1% de los titulados que siguen buscando trabajo argumenta que está en paro porque busca mejores ofertas.
El 50% del alumnado graduado en ciclos superiores obtiene más fácilmente trabajo a los seis meses antes de haber concluido su formación, porcentaje que en el caso del grado medio desciende hasta el 43%. Mantenimiento y Servicios en la Producción; Madera y Mueble, Fabricación Mecánica, Mantenimiento de Vehículos y estudios relacionados con la sanidad son los que tienen más salidas profesionales.
El 38% de los titulados ha encontrado trabajo a través del centro donde han estudiado, bien porque el propio centro les ha facilitado el contacto con el empleador o bien porque se han podido quedar en la empresa donde realizaban las prácticas.
En cuanto a salarios, el 64% que encontró trabajo cobra algo más de 900 euros, pero no llega a los 1.000, mientras que el salario neto de un 17,7% es de algo más de 1.200 euros mensuales. El estudio indica que el 21,6% de los 17.885 alumnos del curso 2006-2007 que se graduaron en algún ciclo formativo compaginaba el trabajo con algún tipo de estudios, mientras que la mitad de los titulados en ese curso decidió seguir estudiando. La universidad fue una opción por la que se decidió el 74% de los que superaron el grado superior.

Mercé Beltrán.
LA VANGUARDIA. 26 de enero de 2009

 

 

arriba