Alumnos de 1º de Bachillerato del IES “Villa de Vallecas” toman notas para confeccionar las fichas didácticas. (Fotos: Rafael Martínez)
El pueblo español, protagonista

“Los desastres de la guerra” de Goya, eje central de la muestra Miradas sobre la Guerra de la Independencia organizada por la Biblioteca Nacional

Introducir a los estudiantes en la historia, el arte y la literatura es la finalidad de la exposición Miradas sobre la Guerra de la Independencia. “Los desastres de la guerra” de Goya constituyen el eje central de esta muestra, que organiza la Biblioteca
Nacional, con motivo del segundo centenario de la Guerra de la Independencia.

Madrid. ROSAURA CALLEJA
Esta exposición reúne una colección de obra gráfica, estampa y dibujo, además de documentos como la Constitución de Cádiz o la real cédula para la abolición de la tortura de 1814 e interesantes diálogos de Napoleón, José I y Murat, cartas, folletos satíricos y libelos.
El pueblo se erige en protagonista de esta etapa histórica, 1808, donde la sociedad española estaba aún anclada en el Antiguo Régimen. El país se debatía entre los defensores acérrimos de la tradición y los partidarios del liberalismo abiertos al espíritu de la ilustración. Entre estos dos grupos, el pueblo, verdadera víctima de los desastres de una guerra, que sepultará las esperanzas de regeneración económica y política y que dejará el país en una situación indefensa para abordar los retos futuros. A través de grabados, dibujos y material impreso, esta exposición recrea los sucesos de la Guerra de la Independencia.
Dirigida a estudiantes de Secundaria y Bachillerato, las actividades abordan la Historia de España, incidiendo en los protagonistas, los precedentes de la guerra, la guerra, sus consecuencias, la situación política, el final de la contienda y el regreso al absolutismo.
Paralelamente, en Historia del Arte se analizan la figura de Goya como testigo excepcional, el poder de la estampa y Goya y la modernidad. Así como, en Literatura Española se proponen miradas literarias sobre la Guerra de la Independencia.

Guía didáctica

La Biblioteca Nacional de España facilita a los centros escolares una guía, que consta de un dossier para que los  profesores puedan preparar en el aula el recorrido por la exposición y diez fichas monográficas para los alumnos.
La visita comienza con los protagonistas y los antecedentes del conflicto. El pueblo es el protagonista principal, presente en la primera estampa de los Desastres “Tristes presentimientos de lo que ha de acontecer”. Además de la familia real, el favorito Godoy, el Emperador y su hermano José I, que intervienen en los precedentes del conflicto, los estudiantes pueden observar el Motín de Aranjuez, la renuncia de Carlos IV y la exaltación de Fernando como rey de España.
La secuencia narrativa continúa con las diversas representaciones e interpretaciones de hechos relevantes como el levantamiento de Madrid, la batalla de Bailén, seguidos por los acontecimientos de Zaragoza, Cataluña y Valencia, donde se plasma la exaltación heroica y la afirmación popular.

“Caprichos enfáticos”

En la colección de estampas destacan “Los desastres de la guerra”, entre los que figuran “Caprichos enfáticos”, que constituyen una durísima crítica al régimen de Fernando VII. La presentación de un conjunto significativo de estampas y dibujos preparatorios de esta colección articula el relato, ofreciendo una perspectiva que se centra en el sufrimiento causado. La violencia extrema infringida por ambos contendientes es el rasgo decisivo de la Guerra de la Independencia.
La sátira, que fue una arma más del conflicto, analiza situación política y el debate ideológico, donde la Constitución de Bayona y la Constitución de Cádiz son los textos políticos de referencia, además de los análisis de afrancesados serviles y liberales. Anónimas algunas y de autor conocido otras, se imprimieron estampas satíricas en España y en Inglaterra. Pepe Botella es el protagonista más conocido, pero también se incluyen animales simbólicos, corridas de toros, escenas escatológicas.
La exposición concluye con el final de la guerra, la vuelta al absolutismo y sus funestas consecuencias. El decreto por el que Fernando VII anula la Constitución de Cádiz, la persecución de los afrancesados, la vuelta de la Inquisición son algunos de los hechos que reflejan los documentos. El Coloso, un grabado en el que se refleja la melancolía y la amargura de Goya, cierra el recorrido.
La mayor parte de las obras expuestas proceden de las colecciones de la Biblioteca Nacional de España relativas a la Guerra de la Independencia, pero también se incluyen estampas procedentes de la Bibliothèque Nationale de France, la National Gallery of Scotland, el British Museum, Hamburger Kunsthalle, la Calcografía Nacional y el Museo Nacional del Prado.

 

Programa cultural
Crear una oferta atractiva para que los jóvenes acudan a la Biblioteca Nacional es la finalidad de un programa de actividades culturales, que también pretende servir de apoyo a la docencia en centros de Secundaria, Bachillerato y Formación Profesional. Ana Santos, directora cultural de la Biblioteca Nacional de España, revela que las bibliotecas en la actualidad realizan su trabajo en nuevos entornos condicionados por las tecnologías de la información y la comunicación, “debiendo asumir nuevos roles y responsabilidades sociales”. “No se trata de que el ciudadano venga a consultar un libro, sino que estos instrumentos pueden fomentar la curiosidad intelectual a lo largo de la vida”, explica.
Este trimestre ha comenzado el programa de actividades culturales con un taller sobre la representación de “El Caballero de Olmedo” de Lope de Vega. Ana Santos asegura que “si existe oferta se desencadena la demanda”. También constata que en la actualidad los centros disponen de más medios y que las bibliotecas cuentan con mejores materiales y conexión a Internet, además de que los alumnos son capaces de absorber más información. “El amor, la rebeldía, juergas nocturnas y amigos son temas cotidianos que forman parte de la vida de los jóvenes y, por tanto, les interesan”, puntualiza. Desde el pasado mes de octubre, más de 3.200 alumnos han participado en talleres, 3.781 en visitas guiadas y 1.140 en cuentacuentos.
arriba