Claves para la alfabetización digital
Un libro reflexiona sobre la transformación social que están provocando las nuevas tecnologías

Madrid.
La Fundación Telefónica ha presentado Las claves de la alfabetización digital, un libro con el que pretende facilitar el acceso de la sociedad al buen uso y conocimiento de las nuevas tecnologías de la información y resolver la denominada “brecha digital”. Esta publicación   recoge  las  conclusiones  de  la  I

Jornada sobre Alfabetización Digital, “Alfabetizar para transformar”, que se desarrolló en febrero de 2006.
En la presentación del libro participaron Javier Nadal, vicepresidente ejecutivo de Fundación Telefónica, Rafael Casado, coordinador de la publicación y presidente del Foro de Investigación y Acceso Participativo para el desarrollo de la sociedad de la información (FIAP), y Alejandro Tiana, secretario general de Educación.
Para Tiana, la alfabetización digital es “un reto en el que las administraciones educativas estamos inmersos” y explicó que los decretos de enseñanzas mínimas que desarrollan la Ley Orgánica de Educación (LOE) incorporan la recomendación de la UE de incluir la enseñanza de las nuevas tecnologías, como una de las “competencias indispensables” para los estudiantes.
Asimismo, señaló que las estadísticas sobre el acceso a las nuevas tecnologías en los centros educativos españoles reflejan que, programas como “Internet en el aula” han contribuido a mejorar la situación.
Mientras que en 2001, el 10% de los centros contaban con línea ADSL, en 2006 disponían de la misma el 81%. Si en 2001 nueve alumnos compartían un ordenador, en 2006 la ratio había bajado a siete.

En Red

La tendencia general se orienta a que cada vez más hogares españoles cuenten con ordenadores conectados a la Red, cada vez más agentes educativos valoren el uso de las nuevas tecnologías como método didáctico y cada vez más profesores las utilicen en sus clases. No obstante, Alejandro Tiana reconoció que, en comparación con sus colegas comunitarios, “los profesores españoles tienen menos convicción sobre la eficacia educativa de Internet”, como demuestra la menor utilización que hacen de la red en las aulas.
En el libro se presentan varias claves para combatir la “brecha digital.” Entre otras, se proponen: Escuelas virtuales en red, capaces de proporcionar herramientas avanzadas y áreas virtuales de trabajo e intercambio de conocimientos; la creación de una red de telecentros o centros de conocimiento donde se impartan las enseñanzas, coordinados por ONG y otras asociaciones sin ánimo de lucro; y la neecesidad de dotar de herramientas informáticas, especialmente de software, de forma gratuita a las comunidades educativas, de personas con discapacidad, grupos de mayores, inmigrantes trabajadores o amas de casa.

 

arriba