ACADE vuelve a pedir
financiación directa a las familias
La patronal de los centros autónomos organiza un debate sobre la formación de los jóvenes ante los nuevos retos del siglo XXI
Los padres deben poder elegir libremente el tipo de centro en el que desean educar a sus hijos, según se ha puesto de manifiesto en un foro europeo organizado por ACADE, organización que ha vuelto a pedir financiación directa a las familias por la educación de sus niños. Durante el encuentro se ha debatido sobre la nueva asignatura de Educación para la Ciudadanía y sobre las medidas adoptadas para mejorar la convivencia en los centros.
Expertos en temas educativos, pedagogos, científicos, escritores y estudiantes han debatido sobre como afectan a los jóvenes problemas como el acoso y la violencia escolar o el consumo de drogas.

Madrid. G. A.
La Asociación de Centros Autónomos de Enseñanza Privada (ACADE) ha organizado en Madrid el “V Foro Educación y Libertad” que, bajo el lema Generación XXI, ha servido para que expertos en educación y juventud, periodistas, sociólogos, pedagogos, representantes de organizaciones juveniles y de alumnos de alumnos analicen cómo afectan a los jóvenes “los nuevos problemas de este siglo, como son el acoso y la violencia escolar, el consumo de alcohol y drogas, o la desvertebración familiar”. Y cómo influyen estas nuevas situaciones en la educación y en la forma de relacionarse.
La Fundación Europea Educación y Libertad (FUNDEL) también ha participado en la organización de este Foro, que ha pretendido ser un espacio de reflexiones y propuestas para “analizar y debatir los valores, inquietudes y esperanzas de los jóvenes, y observar cómo les influyen fenómenos actuales como la inmigración, la globalización, el terrorismo, los nacionalismos, los integrismos religiosos, las desigualdades sociales, la ética, o los grandes avances científicos y tecnológicos”. Aunque también se han tratado otros temas relativos la libertad y la financiación de la enseñanza.

Cheque escolar

Así, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, se ha comprometido a estudiar la implantación del cheque escolar en la enseñanza obligatoria no concertada, o la desgravación fiscal de los gastos educativos en la Región, ya que “es injusto que las familias paguen dos veces por la educación de sus hijos”. También ha dicho que la libertad de elegir el centro corresponde a los padres y no a los poderes públicos, que “deben garantizar la educación pero no intervenir”.
También el presidente de ACADE y de FUNDEL, Jesús Núñez, ha señalado que “es imprescindible que las familias puedan elegir libremente y sin condicionamientos económicos el centro en el que quieren educar a sus hijos”, para hacer efectiva la libertad en materia de educación. Y ha vuelto a reclamar “nuevas fórmulas de financiación directa a las familias”. Y el consejero de Educación de la CM, Luis Peral, ha destacado la firma de un acuerdo para las enseñanzas comunes en las comunidades gobernadas por el Partido Popular, para garantizar “un patrimonio humanístico común” y la movilidad de los alumnos.

Mejorar la convivencia

Ha participado en este Foro el secretario general de Educación del MEC, Alejandro Tiana, quien se ha referido a la necesidad de realizar un “trabajo coordinado” entre la administración central y las autonómicas, para hacer frente al problema de la violencia en las aulas. Y ha mostrado su satisfacción por actuaciones como el Plan para la mejora de la convivencia, acordado por el Ministerio y las comunidades autónomas en la pasada Comisión Nacional de Educación, o la creación de un observatorio para la convivencia, la puesta en marcha de cursos para profesores y familias, la elaboración de estudios sobre las dimensiones de este fenómeno, y la implementación de protocolos de actuación ante casos de acoso o violencia.
Alejandro Tiana ha destacado iniciativas como la revisión de los planes de convivencia de los centros, y el replanteamiento de los derechos y deberes de los estudiantes y de las normas de disciplina en las escuelas. Y ha subrayado el papel de la nueva asignatura de Educación para la Ciudadanía, como forma de enseñar a los niños los valores relacionados con el respeto a los derechos humanos. En su opinión, el objetivo de esta materia debe ser “proporcionar a nuestros alumnos aquellos elementos que necesitan para desarrollarse y crecer como sujetos activos de sus vidas, y como ciudadanos capaces de descubrir sus derechos y conseguir de las autoridades el respeto y el reconocimiento de esos derechos”.

Medios de comunicación y violencia

Durante el Foro se ha establecido un debate sobre los nuevos valores de los jóvenes españoles y sus comportamientos y actitudes, en el que han participado expertos en educación, estudiantes, sociólogos, economistas sociales y periodistas. Y se ha analizado el papel de los medios de comunicación, sobre todo de la televisión, y su capacidad uniformadora. En este sentido, el anterior Defensor del Menor, Pedro Núñez Morgades, ha afirmado que hoy los jóvenes están tan habituados a recibir imágenes agresivas, que admiten la violencia como una situación normal. Y ha denunciado que actualmente “se les educa en el hedonismo y el materialismo”.
Por su parte, representantes de la Unión Democrática de Estudiantes (UDE) y de la Federación Autónoma de Asociaciones de Estudiantes en Madrid (FADAE) y alumnos de bachillerato y universidad han advertido que las familias tienden a escuchar cada vez menos a sus hijos y, en muchos casos, a priorizar el trabajo sobre la atención y dedicación a los mismos. Han dicho que muchos padres usan la televisión “como niñera”, y muy pocos enseñan a sus hijos a ser críticos con lo que ven, por lo que es “hipócrita considerar responsables a los jóvenes por consumir programas basura, cuando se coloca al niño delante del televisor de forma indiscriminada desde la misma infancia”.

 

arriba