Erradicar el analfabetismo de Iberoamérica
Mercedes Cabrera reafirma ante sus colegas en Uruguay la apuesta de España por los planes de canje de deuda por educación
Los ministros iberoamericanos de Educación han aprobado un plan para acabar con el analfabetismo en la región durante el período 2007-2015, y para fomentar la lectura y la escritura. También quieren facilitar el acceso de to- das las personas a las tecnologías
Mercedes Cabrera ha planteado en la Conferencia la iniciativa del Gobierno español para crear un Espacio Iberoamericano del Conocimiento, que promueva el intercambio de docentes y alumnos y la calidad de la enseñanza superior.
de la información y la comunicación, y han acogido favorablemen- te las propuestas españolas para crear un Espacio Iberoameri- cano del Conocimiento y canjear la deuda externa por educación.

Madrid.
La Conferencia Iberoamericana de Ministros de Educación ha celebrado su XVI edición en Montevideo, convocada por el Ministerio de Educación y Cultura de la República Oriental de Uruguay y la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI). Este reunión ha servido para preparar la próxima XVI Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno. Y también para profundizar sobre diversos temas basados en los mandatos de la anterior Cumbre, celebrada el pasado año en Salamanca.
Así, los responsables de enseñanza han abordado la formulación del “Plan Iberoamericano de Alfabetización  y Educación Básica de Personas Jóvenes y Adultas, 2008-2015” (PAI), y la situación de las acciones relativas al servicio de canje de deuda por educación. También han debatido sobre la creación del Espacio Iberoamericano del Conocimiento (EIC), una iniciativa del presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero. En este sentido, la ministra española Mercedes Cabrera ha señalado que aunque ya existe una red de calidad, la idea es crear una red de intercambio de docentes y alumnos entre los 22 países que conforman la comunidad iberoamericana.

Cambiar deuda por educación

También ha apostado por crear e implantar planes de canje de deuda exterior por educación, como un método de colaboración entre todos los estados participantes. “En mi opinión -ha afirmado- es un excelente método. Por ahora estamos en un punto muy incipiente, pero creo que podrá ser una extraordinaria herramienta de colaboración mutua”. En este sentido, el secretario general de la OEI, Francisco Piñón, ha manifestado que “Iberoamérica quiere y puede estar libre de analfabetos en el año 2015, pero para ello se necesitará un gran esfuerzo político y técnico”. Porque en su opinión, “para lograr esta meta no sólo se precisa la voluntad política de todos los países de la región, sino también su capacidad técnica y los recursos necesarios”.
La ministra española se ha mostrado optimista sobre las posibilidades de conseguir este objetivo, porque “en la mayoría de los países ya hay planes específicos, y la lucha por la alfabetización forma parte de su agenda. Lo que ahora debemos conseguir -ha añadido- es que también se convierta en una prioridad política”. Ha ofrecido la colaboración española “desde la experiencia, porque aunque hace tres décadas que oficialmente no hay analfabetos en España, el saber hacer es bastante reciente”. Y ha recordado que en nuestro país se está luchando hoy contra el “analfabetismo digital” porque, según sus palabras, actualmente trabajamos con el concepto de la educación continua, de toda la vida, para evitar las brechas por el desconocimiento de las nuevas herramientas de la enseñanza”.

Objetivos “posibles y necesarios”

Los participantes en esta cumbre han elaborado la declaración de Montevideo, en la que muestran su convencimiento de que la universalización de la alfabetización y la educación básica para todos, son objetivos “posibles y necesarios” en Iberoamérica. Y han elevado a la próxima XVI Conferencia de Jefes de Estado y de Gobierno, para su consideración y respaldo, la propuesta del “Plan Iberoamericano de Alfabetización y Educación Básica de Personas Jóvenes y adultas 2007-2015”, elaborado por la OEI y la Secretaría General Iberoamericana (SEGIB) en respuesta al mandado de la XV Cumbre de Salamanca.
El principal objetivo del Plan es “universalizar, en el menor tiempo posible, la alfabetización en la región y ofrecer a la población joven y adulta, que no ha completado su escolarización, la posibilidad de continuidad educativa, al menos hasta la finalización de la educación básica, en el marco de la educación para todos a lo largo de toda la vida”. Y todo ello mediante “la coordinación y suma de esfuerzos nacionales, a partir de las estrategias decididas soberanamente por cada país”.
Los ministros de Educación presentes han propuesto que 2007 sea declarado como “Año Iberoamericano de la Alfabetización”, y han reafirmado su apoyo a las iniciativas de fomento de la lectura y la escritura surgidas en los países de la región, impulsadas por la OEI y el Centro Regional para el Fomento del Libro en América Latina y el Caribe (CERLALC). También van a pedir a los Jefes de Estado y de Gobierno que desarrollen programas “para que ninguna familia iberoamericana carezca de un paquete básico de libros en su hogar”.

Acceso a las nuevas tecnologías

Además, quieren facilitar el acceso de todas las personas, especialmente de estudiantes y docentes, a las tecnologías de la información y la comunicación, e impulsar “acciones que promuevan su manejo competente, crítico y reflexivo, en concordancia con planes nacionales y regionales ya existentes”. Han reconocido al Gobierno español “por su solidaria iniciativa en la puesta en marcha de programas de canje de deuda por educación con diversos países de la región”. Y han pedido a la SEGIB que continúe con las gestiones dirigidas a lograr que otros acreedores se incorporen a este proceso.
La declaración de Montevideo propone avanzar en la estructuración progresiva del Espacio Iberoamericano del Conocimiento “como ámbito para promover la cooperación solidaria, la mejora continua y el aseguramiento de la calidad y pertinencia de la educación superior, la investigación y la innovación, como fundamento para el desarrollo sostenible y la conservación de la biodiversidad en la región”. Y potenciar los esfuerzos y acciones que están desarrollando los gobiernos y las redes regionales de instituciones de enseñanza superior, para la construcción de espacios comunes multilaterales.

 

arriba