Primeras reacciones sobre la propuesta
de Educación para la Ciudadanía
El borrador de la asignatura se perfilará antes del verano
Mercedes Cabrera ha confirmado que “se están discutiendo los contenidos del currículo de la asignatura de Educación para la Ciudadanía, cuyo borrador se presentará antes del verano”. “La mayoría de los puntos de vista aportados por las organizaciones educativas son muy aceptables, ya que giran en torno a la creación de ciudadanos”, expresó.
La nueva materia empezará a impartirse en tercer ciclo de Primaria.
(Foto: Rafael Martínez)

Madrid.
En declaraciones a la prensa, la ministra ha afirmado que “esta materia responde en gran medida a una directriz europea de educar a niños y adolescentes como  ciudadanos,  de  brindarles

los instrumentos para participar en la vida democrática. Estos contenidos no los hemos inventado nosotros, están perfilados desde la UE y la UNESCO”.
Por lo que se refiere a la evaluación, Mercedes Cabrera puntualizó que la Ley Orgánica de Educación establece la valoración de “contenidos y habilidades o competencias” y subrayó que se evaluará como cualquier otra materia del currículum. Además, reveló que existe “un calendario de desarrollo de contenidos de los currículos hasta finales de este año”.
El Ministerio de Educación y Ciencia ha comunicado a la Confederación Española de Centros de Enseñanza (CECE) que ”no vamos a traspasar, en ningún momento, la frontera” de lo que corresponde a la familia, al ámbito de lo íntimo y a las creencias religiosas.

CECE

Durante la reunión que mantuvo Isabel Bazo, presidenta de CECE, con José Luis Pérez Iriarte, director general de Educación, Formación Profesional e Innovación Educativa, y Enrique Roca, asesor de la Secretaría General de Educación, este experto destacó que la nueva asignatura se ocupará de la “dimensión personal del individuo que se socializa”. A su juicio, la CECE no tiene que estar preocupada por la posibilidad de que “entre en colisión con el ámbito de la familia”. Además, subrayó que en las reuniones que se celebran en el MEC con organizaciones educativas “no se está negociando” la asignatura, ya que “no se trata de negociar, como en una propuesta legal, sino de contrastar opiniones”.
Por su parte, los representantes de CECE coinciden con el MEC en que los centros privados sea el director el que decida quien impartirá la asignatura.

Conferencia Episcopal

Especialmente crítico se ha mostrado el vicepresidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE) y arzobispo de Toledo, cardenal Antonio Cañizares, afirmando que el sistema educativo “es una de las peores cosas que le está pasando a la sociedad española” y que la asignatura de Educación para la Ciudadanía “es un ataque más a la familia”, porque plantea “un relativismo moral y una relación instrumental entre los hombres”. A su juicio, “el problema está en la concepción educativa que hay detrás de la Ley Orgánica de Educación y creo que la sociedad no se está dando cuenta de esta situación”. Seguidamente, instó a los padres “a que no permitan que sus hijos sean educados por otros”. “No permitamos aquellos aspectos de la educación que van en contra de la verdad del hombre”, declaró. Para Cañizares, “la educación es inseparable de la familia y cualquier usurpación de la educación en la familia es también un atentado contra ella”.
En esta línea, la Confederación Nacional Católica de Padres de Alumnos (CONCAPA) ha expresado su oposición a esta nueva asignatura con todos los recursos que les otorga la Constitución, incluidos los judiciales.
Por su parte, la Federación Española de Religiosos de Enseñanza-Centros Católicos (FERE-CECA), la considera un buen principio, aunque estima que se deben matizar algunos aspectos. Asimismo, la Confederación Española de Padres de Alumnos (CEAPA) se muestra muy satisfecha con el contenido, pero solicita que no quede sólo en una materia teórica y que se lleve a la práctica en la escuela.

 

arriba