Un nuevo programa de prevención de la violencia

Alumnos de más de 10.000 centros y de 33 ciudades españolas participarán en las actividades y talleres programados por la Obra Social La Caixa

“Violencia: tolerancia cero” es el título de esta iniciativa que patrocina Obra Social La Caixa y que tiene como objetivo la sensibilización ante los malos tratos. La propuesta incluye una serie de talleres escolares para trabajar el tema en las aulas, así como materiales psicosociales y una exposición que recorrerá buena parte del país.
Miles de alumnos visitarán esta exposición en la que la violencia en la escuela ocupa un espacio destacado.
(Fotos: Rafael Martínez)

Madrid. MARGARITA GIRON
La prevención y la sensibilización social ante los malos tratos, así como el apoyo, la atención y la reinserción de las víctimas de los mismos son los ejes principales del programa “Violencia: tolerancia cero”, que patrocina  la Obra  Social La Caixa  y en el

que esta entidad ha invertido más de siete millones de euros.
Un total de 33 ciudades españolas van a recibir la visita de una exposición itinerante, que forma parte del desarrollo del programa, en la que se propone un recorrido por las distintas facetas en que se manifiestan los malos tratos, con el objetivo de provocar la implicación activa de todos los ciudadanos en la lucha contra la violencia.
El programa incluye también una serie de talleres escolares para trabajar el tema en las aulas, un conjunto de materiales psicosociales y una publicación, escrita por los doctores Luis Rojas Marcos e Inés Alberdi, dirigida a sensibilizar a la sociedad frente al fenómeno de los malos tratos. Esta última puede ser adquirida gratuitamente en cualquier oficina bancaria de La Caixa.
El desarrollo del trabajo se lleva a cabo en cinco espacios sobre los siguientes aspectos: los derechos humanos; la violencia en situaciones cotidianas; la diferencia entre los sentimientos de amor y los de control, posesión y celos; la violencia en las aulas; las posibilidades de actuación y los testimonios de superación. Por último, se ofrece información sobre la solución de los problemas.

Asunto de todos

La muestra, que permanecerá en Madrid hasta el día 5 de febrero, ha sido inaugurada por el alcalde de la capital, Alberto Ruiz Gallardón, quién explicó que acabar con los malos tratos es un asunto de todos.
Según los últimos estudios, tres de cada diez alumnos sufren algún tipo de violencia en la escuela. La mayoría de las víctimas, seis de cada diez, son mujeres, y en un 95% de los casos, los escolares que las sufren arrastran las consecuencias psicológicas para el resto de su vida.
Para los expertos, la violencia no es un comportamiento natural, sino una actitud aprendida durante la socialización del individuo. La educación en la igualdad y la denuncia de la violencia son los dos aspectos fundamentales para poder prevenirla.
La exposición muestra el testimonio de un alumno acosado en el colegio, con objeto de sensibilizar a los más jóvenes sobre el peligro que supone este tipo de actuaciones dentro de las aulas y la importancia de crear ambientes en los que prime el respeto por los profesores y compañeros.
En este sentido, el doctor Rojas Marcos insiste en el peso de la infancia como etapa vital de aprendizaje de conductas. “Las semillas de la violencia –señala- se siembran en los primeros años de vida, se desarrollan durante la infancia y empiezan a manifestarse y a dar frutos en la adolescencia”.

Escenas de cine

En otro de los apartados de la exposición se recrea un edificio de vecinos, a través de cuyas ventanas los visitantes pueden contemplar escenas de películas de cine, recreadas como si estuvieran sucediendo en ese mismo instante, en el interior de algunos pisos. “Te doy mis ojos”, “Solo mía”, “El Bola”, “Solas” o “Carne Trémula” son algunos de los títulos de la filmografía española reciente que cuentan complejas relaciones de deseo, amor, posesión y celos que desembocan en situaciones extremadamente violentas. El amor mal entendido es uno de los mayores pretextos utilizados para justificar actos de violencia física o psicológica.
En el último de los apartados, se hace referencia a la información como elemento clave para contribuir a erradicar el problema. Para ello, recopila todas las actividades, asociaciones e iniciativas, tanto públicas como privadas, implicadas en la lucha contra la violencia.
En cuanto a los materiales psicosociales que se han elaborado para esta ocasión, sus contenidos giran en torno a la autoestima y a la educación emocional, pilares fundamentales para lograr resultados en el campo de la prevención y superación del problema.
Además de la exposición, el programa cuenta con una línea de talleres pedagógicos que, durante todo el año 2006, se impartirán en más de 10.000 centros eeducativos de toda España. En ellos, alumnos y profesores podrán analizar la problemática de la violencia con el objetivo de prevenir la aparición de conductas basadas en los malos tratos entre los más jóvenes desde perspectivas multidisciplinares.

 

arriba