Acuerdo sobre las condiciones laborales del profesorado

El MEC y los sindicatos negociarán el Estatuto de la Función Pública Docente antes del próximo verano

El MEC ha firmado un acuerdo con la mayoría de los sindicatos, para mejorar las condiciones de trabajo del profesorado en el marco de la LOE. Incluye el compromiso de negociar un Estatuto que garantice la formación continua, la promoción profesional hasta la universidad, la movilidad nacional y la seguridad y salud laboral de los profesores. Y también un nuevo sistema de acceso a la función docente que valore especialmente la experiencia, y permita reducir el actual porcentaje de interinos.
La ministra María Jesús San Segundo acompañada por el subsecretario del MEC y el secretario general de Educación, en el momento de firmar
el acuerdo con los representantes sindicales. (Foto: Rafael Martínez)

Madrid. G. ARIANES
El Ministerio de Educación y Ciencia ha firmado con el sindicato ANPE, con la Federación de Sindicatos de la Administración Pública (SAP) y con las federaciones de Enseñanza de CC.OO, CSI-CSIF, UGT y USO, un preacuerdo sobre “condiciones sociolaborales del profesorado, en el marco de la elaboración, tramitación y desarrollo de la Ley Orgánica de Educación (LOE)”. El MEC se compromete así a consensuar con las organizaciones sindicales el futuro Estatuto de la Función Pública Docente, “que vendrá acompañado de su correspondiente memoria económica”.
El 30 de junio de 2006 deberían finalizar las negociaciones de dicho Estatuto, que establecerá “los mecanismos necesarios que garanticen la formación continua, la promoción profesional, la movilidad nacional, la seguridad y salud laboral, las políticas de igualdad, y una especial atención a los supuestos de violencia de género y a la conciliación de la vida familiar y laboral de los docentes no universitarios”. Además, el MEC propondrá a las administraciones autonómicas planes de colaboración para hacer una oferta “suficiente y actualizada” de formación permanente del profesorado, especialmente en los propios centros de trabajo.
Por ello, quiere potenciar “las actuaciones relacionadas con la atención a la diversidad, las actividades de refuerzo, la inmigración, la mediación escolar, la convivencia y las estrategias de resolución de conflictos”. Ha prometido incorporar al proyecto de LOE “un plan especial que afronte los problemas de violencia en los centros”, y extender el plazo de vigencia de las llamadas “jubilaciones LOGSE” a todo el período de implantación de la nueva ley. Asimismo, va a plantear en la Conferencia Sectorial de Educación la adopción de medidas, para que los docentes mayores de 55 años puedan sustituir parte de su jornada lectiva “por la colaboración en otras tareas educativas, sin reducción retributiva”.

Promoción

El Ministerio ha prometido igualmente potenciar la promoción entre cuerpos docentes, sobre todo desde los del Grupo B a los del Grupo A, “valorando al máximo la antigüedad y la experiencia en los cuerpos de origen de quienes concurran, y teniendo en cuenta la especialidad a la que aspiran y su concordancia con la titulación académica con la que optan”. La promoción de los profesores de Enseñanza Secundaria, de Escuelas Oficiales de Idiomas y de Artes Aplicadas y Diseño a los respectivos cuerpos de catedráticos se realizará por concursos de méritos. Y se hará efectivo el acceso a la docencia universitaria desde los niveles anteriores, “siempre respetando las competencias y acuerdos de las administraciones educativas y las universidades de sus respectivos territorios”.

Acceso para interinos

En virtud del presente preacuerdo se propondrá la incorporación al proyecto de LOE de una “mención expresa” al fomento de medidas que reduzcan el porcentaje de interinos al 8% del total de las plantillas como máximo. Para ello se negociará un futuro Real Decreto que desarrolle los aspectos relativos al acceso a la función pública docente, mediante procedimiento selectivo. “En la fase de concurso se valorarán la formación académica y, de forma preferente, la experiencia docente previa en los centros públicos de la misma etapa educativa, hasta los límites legales permitidos”. La fase de oposición constará de una sola prueba sobre los contenidos de la especialidad correspondiente, la aptitud pedagógica y “el dominio de las técnicas necesarias para el ejercicio de la docencia”.
Por último, se creará la especialidad de Primaria en el Cuerpo de Maestros, y el MEC propondrá a las comunidades autónomas la inclusión en la Memoria Económica de la LOE de un nuevo complemento retributivo, “vinculado a la mayor implicación en las tareas educativas de los centros y a la innovación e investigación”, ofreciéndose a todos los profesores la participación en dichas actividades. El importe inicial e individual de este complemento no será inferior a 60 euros mensuales, cantidad que  podrá  incrementarse “progresivamente conforme a la acreditada participación en las actividades y tareas establecidas”.

Discrepancias

La Confederación de STEs-intersindical no ha suscrito este acuerdo, que considera “vergonzoso porque se ha llegado al mismo a espaldas del profesorado, por su contenido y porque pretende frenar distintas iniciativas parlamentarias que mejorarían la situación del profesorado interino”, según se afirma en un comunicado difundido por esta organización. Por el contrario, el portavoz de la Federación SAP, Adolfo Barrios, cree que esta firma supone “un progreso para los trabajadores de la enseñanza, no sólo por las mejoras que establece en sus condiciones laborales, sino también por el compromiso de negociar el futuro Estatuto docente y una memoria económica, que permitirá que estos acuerdos sean efectivos”.
También el secretario general de la Federación de Enseñanza de USO, José Luis Fernández, ha valorado positivamente este acuerdo, “que responde a una declaración de compromisos tasados” por ambas partes, y afectará “a todos los funcionarios docentes del Estado”. Espera que sirva para “vertebrar el sistema educativo, y cree que “depende del tiempo que seamos capaces de concretar su desarrollo posterior y avanzar en cuestiones como el Estatuto del profesorado, la promoción profesional, un nuevo sistema retributivo, etc”. Su homónimo en CSI-CSIF, Eliseo Moreno, ha afirmado que se trata de un “acuerdo magnífico”, alcanzado gracias al “consenso sindical y también a la actitud del MEC”. Y ha mostrado su satisfacción porque “por primera vez hemos abordado las condiciones laborales del profesorado y la convivencia en los centros”.

La primera vez

El máximo responsable de enseñanza de FETE-UGT, Carlos López, ha destacado que “es la primera vez que antes de iniciar el trámite parlamentario de una ley se firma un acuerdo, en el que se recoge una de sus reivindicaciones históricas de los sindicatos como la elaboración del Estatuto, y se establecen las directrices generales de dicho documento, junto a mejoras en las condiciones sociolaborales del profesorado”. El presidente de ANPE, Nicolás Fernández, considera que esta firma es “la puerta abierta para mejorar las condiciones de trabajo de los profesores”, y se concretará en la LOE y en el Estatuto Docente, “aunque algunas medidas tendrán una aplicación inmediata”.
El secretario general de la Federación de enseñanza de CC.OO, José Campos, ha dicho tras la firma que “nos encontramos ante un momento histórico, porque por primera vez en la historia reciente del sistema educativo hacemos protagonista de la reforma al profesorado”. Y ha añadido que “hoy es un día muy importante, en el que los docentes, sus sindicatos y la administración damos una lección magistral de consenso, y hacemos un llamamiento a la sociedad, fundamentalmente a las organizaciones educativas y al Parlamento, para que de una vez por todas se pongan de acuerdo”.

Objetivo común

La ministra de Educación, María Jesús San Segundo, ha recordado que las organizaciones que han firmado este compromiso “representan al 80% del profesorado no universitario, y ha desatacado que “la satisfacción que manifestamos todos se deriva del convencimiento de que los acuerdos que aquí reflejamos van a redundar en una mejora del sistema educativo, que es el objetivo que todos compartimos”. Ha dicho que “una reforma educativa es mucho más que una ley, y no hay reforma posible sin el profesorado. Por ello, el objetivo del MEC es que los docentes sean “un punto de atención permanente” y se siga hablando de ellos, “porque nuestros maestros y profesores necesitan saber día a día que la sociedad valora ese trabajo que realizan”.
También se ha referido a las organizaciones que no han suscrito este acuerdo, y a las que se oponen a la LOE, y ha afirmado que su Departamento ha estado dispuesto a dialogar con todos desde el comienzo de la legislatura, lo seguirá haciendo y espera que los demás tengan la misma actitud. “Seguimos estando abiertos a la negociación -ha dicho-, y por nuestra parte no va a quedar. Pero también esperamos que otros demuestren de maneara efectiva que les interesa el diálogo, más que las críticas que no aportan soluciones constructivas”.

 

arriba