Informe CRECE: un profundo análisis
sobre el estado de la Ciencia en España
El presidente de Gobierno presenta “Compromiso Ingenio 2010”,
un plan para impulsar la I+D+i y la sociedad de la información
La Confederación de Sociedades Científicas de España (COSCE) ha presentado su informe CRECE (Comisiones de Reflexión y Estudio de la Ciencia en España), en el que se recoge un conjunto de propuestas para reactivar el sistema español de Investigación y Desarrollo Tecnológico. Y el día 23 de junio, el presidente de Gobierno, presentó “Compromiso Ingenio 2010”, un conjunto de planes para impulsar el proceso de I+D+i y la sociedad de la información.
La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, y la ministra de Educación y Ciencia, María Jesús San Segundo, presidieron la presentación del informe CRECE. (Foto: Rafael Martínez)

Madrid.
La vicepresidenta primera del Gobierno y ministra de la Presidencia, María Teresa Fernández de la Vega, acompañada por la Ministra de Educación y Ciencia, María Jesús San Segundo, presidió el lunes 20 de junio la presentación de las conclusiones de la Acción CRECE, un profundo análisis que contiene estudios, evaluaciones y propuestas sobre la Ciencia en España. Este informe ha sido impulsado por la Confederación de Sociedades Científicas de España (COSCE).
La Acción CRECE, financiada por el Ministerio de Educación y Ciencia, se divide en cinco ponencias de las que se han encargado relevantes personalidades del mundo científico y de la sociedad civil: Instrumentos y estructuras de la Política Científica (Andreu Mas-Colell), Recursos Humanos (Luis Oro), Ciencia y Empresa (Amparo Moraleda), España en Europa (Federico Mayor Zaragoza) y Ciencia y Sociedad (Rafael Pardo).
La COSCE agrupa a 53 Sociedades Científicas y está presidida por Joan Guinovart, Director del Instituto de Investigación Biomédica del Parc Cientific de Barcelona. Sus fines son contribuir al desarrollo científico de nuestro país, actuar como interlocutor cualificado y unificado ante la sociedad civil y los poderes públicos en asuntos que afecten a la ciencia y promover el papel de ésta como un ingrediente necesario de la cultura.
El informe, resultado de la Acción CRECE (Comisiones de Reflexión y Estudio de la Ciencia en España) y pionero en España, ha sido elaborado por 59 profesionales de la ciencia, la empresa y la comunicación integrados en las cinco comisiones anteriormente citadas. La COSCE representa a más de 30.000 científicos españoles. (Para consultar la composición de cada una de las comisiones: http://www.cosce.org/cosce/dir_crece.htm )

Conclusiones y propuestas de las cinco comisiones

En relación con la política científica, el informe insiste en la necesidad de aumentar los presupuestos de I+D, con un uso moderado de préstamos, de alcanzar un marco estable para la política científica, de utilizar la metodología de las convocatorias competitivas para el impulso de grupos y centros de excelencia, de dotar a los centros públicos de investigación de mayor personalidad y capacidad propia de gestión y de renovar las infraestructuras de investigación (un "Plan Renove"). Con este horizonte el informe destaca la necesidad perentoria de crear una Agencia de Evaluación y Financiación de la Investigación, un organismo autónomo que agrupe a los diferentes unidades del Ministerio de Educación y Ciencia relacionados con la investigación y refuerce así su capacidad de gestión.
La comisión de recursos humanos destaca el actual déficit y envejecimiento de la plantilla de investigadores en España debido especialmente a la escasa orientación hacia la ciencia de nuestro sistema de enseñanza primaria y secundaria y a las incertidumbres profesionales. Esta comisión propone la creación de una trayectoria profesional en I+D basada en contratos laborales (modelo tenure). Asimismo, propone incentivar la entrada de jóvenes profesionales al sistema de investigación mediante actuaciones sobre el sistema educativo, establecer nuevas medidas salariales, y promover la movilidad geográfica entre el sector público y el privado.
Por su parte, la comisión ciencia y empresa destaca la situación crítica del actual sistema de innovación español, como lo demuestra, por ejemplo, el escaso número de patentes españolas en comparación con otros países europeos (cinco veces menos que Italia, diez menos que Francia y treinta menos que Alemania). La comisión propone la creación de un Foro de Encuentro entre todos los agentes del ecosistema innovador español, que liderado por las empresas, se encargaría de desarrollar un “nuevo modelo de innovación español”, contribuyendo al nacimiento de una nueva generación de emprendedores.
Respecto a la situación de la ciencia española en Europa, la comisión destaca que España debe convertirse en un actor esencial del proceso de integración europea en materia de I+D. Para ello es imprescindible intervenir de forma activa y eficaz en la toma de decisiones de las instituciones europeas. El fomento de la investigación básica por la Unión Europea es una oportunidad que España debe aprovechar al máximo. Es preciso, además, apoyar organizativa, técnica y financieramente los grupos de investigación y las empresas innovadoras que podrían participar en las futuras iniciativas comunitarias de I+D.

Ciencia y sociedad

La comisión ciencia y sociedad destaca que la sociedad española es una de las más optimistas y con menos reservas ante la ciencia y la tecnología, al mismo tiempo que muestra un bajo nivel de percepción y conocimiento de los hechos y logros de la ciencia. La Comisión propone incrementar el interés general de la sociedad por la ciencia y propiciar las vocaciones científicas entre los jóvenes. Por otra parte, señala que la comunidad científica debe adoptar un compromiso con la divulgación y el acercamiento de la ciencia al público. Asimismo, solicita una mayor presencia de la ciencia en los medios de comunicación. El informe propone, también, una serie de recomendaciones para incrementar la presencia de la mujer en los niveles superiores del sistema español de educación e investigación.
Aurelia Modrego, Secretaria Ejecutiva de la Acción CRECE, señala, por su parte, que "es la hora de poner en valor un activo tan estratégico como es nuestra propia comunidad científica, bien preparada y dispuesta a contribuir a que España dé por fin un salto en el terreno económico y social".
Para Joan J. Guinovart, Presidente de la COSCE, “el informe CRECE constituye un documento que debe abrir un amplio debate para que el conjunto de la sociedad sea consciente de la urgente necesidad de tomar las acciones pertinentes para que España se incorpore a la economía basada en el conocimiento del que dependerá el bienestar de los países en el siglo XXI.”
La acción CRECE es una iniciativa de la Confederación de Sociedades Científicas de España (COSCE), que agrupa a más de 50 sociedades científicas en representación de 30.000 científicos españoles. Más información en: http://www.cosce.org/ , y acceso al informe completo:: http://www.cosce.org/cosce/crece.htm#ponencias

“Compromiso Ingenio 2010”

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se ha comprometido, durante la presentación, el pasado 23 de junio, del “Compromiso Ingenio 2010”, un plan que pretende potenciar grandes líneas industriales y extender la sociedad de la información, a que la inversión en Investigación, Desarrollo e Innovación (I+D+i) alcance el 2% del PIB en el año 2010, y a que el 55% del gasto en I+D+i lo financien las empresas ese mismo año. En la actualidad, el gasto en I+D+i es el 1,05% del PIB, y el sector privado aporta el 48%.
Además, según informa Europa Press, el presidente del Ejecutivo mostró su compromiso de incrementar la inversión del Estado en I+D+i “en un porcentaje no inferior al 25% anual a lo largo de esta legislatura y la siguiente, equilibrando subvenciones y créditos blandos”. Así, hizo extensivo este aumento presupuestario, no sólo a 2008, sino a 2012. Los fondos movilizados con estas iniciativas superarán los 2.800 millones de euros.
El presidente del Gobierno dijo que es el momento de dar “el gran salto que convierta a España en miembro relevante del club de países que actualmente lideran la ciencia y la investigación mundial”. Y para “pasar de las palabras a los hechos” reclamó el “esfuerzo de comunidades autónomas, empresas, investigadores y agentes sociales”, y por ello convocará próximamente a las Comunidades Autónomas y lanzará un Plan de Fomento Empresarial, que eliminará los obstáculos para la creación y consolidación de nuevas empresas tecnológicas.
Para conseguir estos objetivos, Rodríguez Zapatero anunció la puesta en marcha del denominado “Compromiso Ingenio 2010”, que aúna iniciativas de siete Ministerios y que engloba tres herramientas: Cénit, Consolider y Avanza. El programa Cénit pretende aumentar la cooperación pública y privada; la segunda, quiere conseguir la excelencia investigadora; y la tercera, llegar a la media europea en los indicadores de la Sociedad de la Información.
El Programa Cénit supondrá la puesta en marcha de Consorcios Estratégicos Nacionales de Investigación Tecnológica, cofinanciados al 50% con el sector privado y movilizarán un total de 1.000 millones de euros en los próximos cuatro años. “Los primeros proyectos estarán en marcha en enero de 2006”, aseguró Rodríguez Zapatero.
Además, el Cénit incluye la creación de un Fondo de Fondos de Capital Riesgo, “que arrancará en enero de 2006 con una dotación de 200 millones de euros y el objetivo de participar en la creación de un mínimo anual de 130 empresas tecnológicas en 2010, cifra que casi cuadriplica las 35 empresas de base tecnológica que se crearon en 2003”. Asimismo, el Cénit pretende intensificar la integración entre universidad y empresa, con la inserción de doctores en el sector privado a través del Programa Torres Quevedo, con un total de 1.300 investigadores al año en 2010.

Programas Consolíder y Avanz@

En cuanto al Programa Consolíder, el presidente del Gobierno señaló que se financiarán grandes líneas de investigación pública por periodos de cinco a seis años con una dotación media anual entre uno y dos millones de euros. "Este programa tendrá una línea especial, los proyectos Cíber, que apoyarán la investigación sanitaria", apuntó.
Además, el Consolíder incorporará un plan a 15 años para desarrollar instalaciones singulares científico-tecnológicas en toda España. "Los proyectos de consorcios líderes y el plan de instalaciones singulares movilizarán 1.000 millones de euros en los próximos cuatro años", aseveró Rodríguez Zapatero.
Dentro de este programa también se incluye el Plan de Incentivación, Incorporación e Intensificación de la actividad investigadora (I3), dotado con 130 millones y que pretende contratar hasta 2008 un mínimo de 900 investigadores excelentes por parte de universidades y Organismos Públicos de Investigación (OPIs).
Por otra parte, el Programa Avanz@ sobre Sociedad de la Información supondrá que el 55% de las empresas españolas utilicen el comercio electrónico, la implantación del DNI electrónico y el registro electrónico, la promoción del uso de la factura electrónica, quintuplicar el número de ordenadores conectados por alumnos en la educación primaria y secundaria, alcanzar una tasa de un ordenador por cada dos alumnos, e incrementar el porcentaje de hogares conectados a Internet del 30% actual al 60%.
En la presentación de este Programa para promoción de la I+D+i en España, el presidente del Gobierno estuvo acompañado por los vicepresidentes del Gobierno, varios ministros, presidentes y consejeros delegados de las empresas y fundaciones más importantes de España, investigadores y científicos. Después de la presentación, Rodríguez Zapatero recorrió los jardines del Palacio de La Moncloa donde se habían instalado muestras de innovaciones españolas desde robots a instrumentos de nanotecnología o desarrollos espaciales.

 

arriba