45 países impulsan en Noruega la vinculación entre Universidad e investigación

El I Encuentro Internacional de Rectores de Universia aboga por un espacio común iberoamericano

Rodríguez Zapatero expresa su compromiso por “la presencia
de las Humanidades en todos los niveles educativos”

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, durante su intervención.
Los Reyes de España, Don Juan Carlos y Doña Sofía, presidieron el acto de clausura del Primer Encuentro Internacional de Rectores de Universia, que tuvo lugar en la Universidad de Sevilla, los días 19 y 20 de mayo. Las jornadas de trabajo de la reunión, inauguradas por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, contaron con la asistencia de más de 400 rectores de las principales universidades españolas, portuguesas y latinoamericanas.
El Rey Juan Carlos presidió
la jornada de clausura del Encuentro.
(Fotos: EFE)

Madrid.
Con el lema “La Universidad iberoamericana en la sociedad del conocimiento”, el I Encuentro Internacional de Rectores de Universia congregó en Sevilla a más de 400 rectores de una veintena de países iberoamericanos. Las jornadas de la reunión se articularon en cuatro mesas de trabajo: "Hacia un nuevo modelo de Universidad", "El espacio común Iberoamericano", "La Universidad como factor de desarrollo" y "Las relaciones Universidad-Empresa". El director académico de la reunión fue Juan Ramón de la Fuente, rector de la Universidad Nacional Autónoma de México.
Los actos del encuentro contaron, además de los rectores, con la presencia y participación de destacados representantes del mundo académico, empresarial e institucional de ambos continentes, como Emilio Botín, presidente de Universia; Enrique Iglesias, presidente del Banco Interamericano de Desarrollo, o el presidente de la Conferencia de Rectores (CRUE), Juan A. Vázquez.
Durante las jornadas de desarrollo de encuentro Universia España celebró su V Junta General de Accionistas, a la que asistieron los rectores o representantes institucionales de las 70 universidades y centros de educación superior asociados al portal.
Jaume Pagès, consejero delegado de Universia, destacó en su intervención la importancia de aumentar la integración de las Universidades en el proyecto Universia y de incorporar a la comunidad de investigadores en el mismo. “Universia quiere pasar de ser una red de información a una red de acción”, precisó.
Por su parte, el rector de la Universidad de Sevilla, Miguel Florencio, anfitrión del encuentro, explicó que “el Primer Encuentro Internacional de Rectores de Universia significa la oportunidad de reflexionar sobre el ámbito universitario y sobre la sociedad del conocimiento desde el contexto internacional. Además, constituye un evento absolutamente central para la Universidad de Sevilla dentro de los actos para la celebración de su V centenario”. Pagès significó asimismo que “Universia quiere acercar a la Universidad las tecnologías de la comunicación, y devolverles el protagonismo que se merecen en la sociedad del conocimiento, después de haber asumido durante más de mil años la generación y la transmisión del conocimiento”.

Realzar las Humanidades

El acto de inauguración oficial del encuentro fue presidido por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, quien tras expresar su satisfacción por “poder acompañarles hoy, en esta ceremonia de apertura del Primer Encuentro Internacional de Rectores de Universia, y compartir con ustedes, con tan amplia representación de las universidades iberoamericanas, algunas reflexiones sobre el futuro que ambicionamos para nuestra fraterna comunidad de naciones”, hizo referencia a la situación controvertida que afecta a la comunidad universitaria española en relación con el proceso de reordenación del catálogo de títulos universitarios iniciado en el ámbito de la reforma de la Ley Orgánica de Universidades (LOU) y de las materias del área de Humanidades, tanto en los estudios superiores como en Secundaria, afirmando al este respecto: “Deseo anunciar hoy el compromiso de mi gobierno con la presencia de las Humanidades en todos los niveles de nuestro sistema educativo. La formación artística, la filosofía, la filología, tienen su papel asegurado en nuestra enseñanza universitaria. Estamos en una fase incipiente de la reforma pero ya garantizo que si se producen cambios que afecten a las Humanidades en nuestra Universidad o en cualquier otro nivel educativo será para realzar su importancia, nunca para reducirla. Ese es mi compromiso”.
Posteriormente, el presidente del Gobierno indicó que “unidad en la diversidad es el lema que consagra la Constitución Europea que acabamos de ratificar. Vamos, pues, a estar muy atentos a lo que ocurre en los otros países, para asegurar nuestra convergencia en el Espacio Europeo de Educación Superior, pero también vamos a garantizar que la reforma atienda a las necesidades del desarrollo cultural, social y económico de nuestro país y de nuestras comunidades autónomas en el proyecto común europeo. Las universidades habéis contribuido y estáis contribuyendo como pocas instituciones a la construcción iberoamericana, pero el éxito de esta ambiciosa empresa exige intensificar la cooperación cultural, educativa y social entre nuestras naciones para avanzar en la creación, también, de un espacio común iberoamericano del conocimiento”.
“Quiero expresarles mi compromiso –agregó Rodríguez Zapatero- con la creación de ese espacio común del conocimiento y anunciarles que propondré, en el marco de la XV Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno, a celebrar en Salamanca los días 14 y 15 de octubre, el impulso de un Programa Cumbre con ese objetivo”.

Lucha contra la pobreza

El presidente del Gobierno español reservó un espacio de su intervención a la lucha contra la pobreza en Iberoamérica, y precisó a este respecto que “si algo no hemos de olvidar es que con 209 millones de pobres, de los que 98 millones sufren la indigencia, Iberoamérica es la región más desigual del planeta. Esta realidad, de la que todos somos y hemos de sentirnos responsables, exige acciones inmediatas. En la Cumbre de San José de Costa Rica, los Jefes de Estado y de Gobierno manifestamos nuestro respaldo a la ‘Declaración de Nueva York sobre la Acción contra el Hambre y la Pobreza’, en la que se reitera nuestra convicción de luchar contra la pobreza y la injusticia social en el mundo, mediante nuevas iniciativas que hagan del desarrollo económico y social una de las altas prioridades nacionales e internacionales”.
“Los pueblos de los países iberoamericanos –resaltó Rodríguez Zapatero- demandan soluciones. Las declaraciones de principios, que constituyen el acervo iberoamericano, ya han sido realizadas. Es hora de actuar. La educación, repito, es un poderoso factor en la lucha contra la pobreza y la exclusión. La pobreza y la exclusión afectan con mayor violencia a las mujeres, por lo que es necesario formular estrategias multisectoriales para garantizar la equidad de género en la educación”.
“Tenemos también muy en cuenta – añadió el presidente- que buen número de las comunidades indígenas de América, los más viejos habitantes del continente, están sometidas a una vergonzosa  situación de pobreza y exclusión social, que con frecuencia se acompaña de postergación cultural. Esta situación no sólo se refleja en las inferiores condiciones materiales y espirituales de vida de estas comunidades, sino que además lastra las posibilidades de desarrollo de sus países. Por eso la cooperación española se implicará en el apoyo claro de los pueblos indígenas mediante el fomento del autodesarrollo. Este es otros de los objetivos de mi Gobierno en la relación con América Latina”.

Los Reyes presidieron la jornada de clausura

Don Juan Carlos I, en su intervención durante la sesión de clausura del encuentro, señaló que “el acontecimiento que hoy clausuramos encierra un gran valor simbólico y afectivo; en él os habéis dado cita rectores y representantes de centenares de instituciones universitarias de toda Iberoamérica", y con vuestra presencia ofrecéis cabal testimonio de la preocupación sincera que sentís por el papel que corresponde a la Universidad en los tiempos venideros y dais ejemplo cumplido de vuestro ánimo de afrontarlos con espíritu de colaboración y de trabajo en común". "Quiero, por ello, -añadió el Rey- felicitar a los organizadores de este encuentro, auspiciado por Universia, que así da muestras de su vigor y de su éxito como red que aúna a cerca de 850 universidades de América, Portugal y España en torno a unas mismas inquietudes por el desarrollo de la sociedad del conocimiento y el progreso social de la comunidad Iberoamericana de Naciones".
"Universia –concluyó Don Juan Carlos- no sólo es el mayor portal de educación e investigación en lengua española, sino también un ejemplo de los frutos que puede rendir la colaboración entre la iniciativa privada y la Universidad".
El acto de clausura contó asimismo con la participación del Presidente de Banco Internacional de Desarrollo (BID), que en su intervención aludió la importancia de la existencia de proyectos como Universia, y del presidente de Universia, Emilio Botín, quien resaltó en su intervención que “sabemos bien que todo nuevo horizonte siempre conlleva riesgos, pero permanecer al margen de la Sociedad del Conocimiento supone apostar, irremediablemente, por ahondar en la exclusión y la marginación social y cultural. Integrarse, por tanto, en la Sociedad del Conocimiento no es algo que un país o una región pueda “decidir” aisladamente. Vivimos en una época en la que los avances científicos se incorporan cada vez más rápidamente a la vida cotidiana. Por ello, nuestras sociedades son conscientes de que la educación, la investigación y el desarrollo tecnológico y científico son los únicos cimientos sólidos de un progreso social, cultural y económico sostenido”.

Documento final de conclusiones

En el documento final de conclusiones de este I Encuentro Universia, los participantes, tras resaltar que se sienten “orgullosos de haber colaborado, a través de nuestras conferencias nacionales de rectores, en la creación del Consejo Universitario Iberoamericano (CUIB) como plataforma común que ayude al mejor desarrollo de nuestro sistema de educación superior e investigación y a profundizar en sus relaciones de cooperación con otros espacios universitarios”, expresan su satisfacción por “la creciente sensibilidad de los gobiernos, de los organismos multilaterales  y, especialmente, de la Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno y de las Cumbres de Jefes de Estado y Gobierno UE-ALC, hacia el papel crítico y fundamental que la universidad desempeña en el desarrollo económico y social de nuestros pueblos y hacia la posibilidad de generar mecanismos financieros novedosos para fortalecer la educación superior”.
“En este contexto –se precisa en el documento- nos sentimos especialmente satisfechos por la creación del proyecto Universia que, con esquemas de gestión únicos, conforma la red de universidades iberoamericana más amplia y activa de la región, y consideramos que Universa orienta sus esfuerzos al servicio de la creación del Espacio Iberoamericano de Educación Superior e Investigación y de la integración de nuestras comunidades universitarias en el desarrollo de la sociedad global del conocimiento”.

Criterios para la acción

En el documento se precisa que “con este espíritu y en torno a los temas planteados en las mesas de trabajo del Primer Encuentro de Rectores Universia, queremos recoger nuestras principales conclusiones y criterios para la acción, sobre las que nuestras comunidades deben profundizar”, y que se concretan en los siguientes puntos:

* Sobre el nuevo modelo de universidad iberoamericana. La universidad iberoamericana debe construir un nuevo modelo de universidad que, sobre la base de la tradición de la universidad moderna, incorpore nuevas funciones y pautas que le conviertan en motor del desarrollo sostenible de nuestras sociedades.

* Sobre el espacio común iberoamericano en un mundo globalizado. Los macroespacios universitarios –como expresiones del proceso creciente de la internacionalización propia de la sociedad de la información- deben ser establecidos sobre criterios de excelencia, calidad y colaboración universitaria. Por ello promoveremos las ideas, los programas y las modificaciones del marco normativo universitario necesarias para favorecer la movilidad de estudiantes, doctorandos, profesores e investigadores en el seno de nuestra comunidad iberoamericana, y respaldaremos el desarrollo de redes universitarias de colaboración e investigación en el seno de la comunidad iberoamericana, abiertas a otras universidades del mundo.

* Sobre la universidad como factor de desarrollo económico y social. La universidad, como principal institución generadora de conocimiento, debe asumir plenamente su compromiso con el desarrollo económico y social, atendiendo la diversidad cultural de nuestros países. Para ello promoveremos el establecimiento de programas y planes específicos de acción de los gobiernos que permitan la creación de un marco estable y sostenido de inversiones en conocimiento (Educación, Investigación, Desarrollo, software de gestión e innovación), y avanzaremos, en nuestras respectivas comunidades, en la plasmación concreta de la colaboración con las administraciones públicas, las instituciones sociales y las empresas, para desarrollar y explotar todas las posibilidades de contribución de la institución universitaria al desarrollo económico y social de nuestros entornos.

* Sobre la relación universidad y empresa y la innovación. El protagonismo de las universidades en las economías basadas en la innovación permanente les obliga a asumir funciones nuevas, tanto en su interacción con el sector productivo como en la explotación de sus resultados científicos y tecnológicos. A este respecto, consideramos que es función de la universidad promover el potencial innovador de nuestros equipos investigadores mediante nuestra participación activa en espacios institucionales de encuentro y colaboración con las empresas, que identifiquen las necesidades productivas y propicien la colaboración mutua, y establecemos como prioritario el refuerzo de los cauces de transferencia de tecnología y resultados de investigación de las universidades al tejido productivo (OTRI’s, parques científicos y tecnológicos y otras estructuras de integración universidad-empresa), así como de las unidades universitarias gestoras responsables de la propiedad intelectual y explotación económica de los resultados de investigación.

Solicitud de iniciativas y gestiones

Finalmente, en el documento de conclusiones se insta al Consejo Iberoamericano Universitario (CUIB) a que, en representación de las universidades iberoamericanas, promueva iniciativas y realice gestiones ante los organismos multilaterales y las Cumbres Iberoamericanas de Jefes de Estado y de Gobierno que conduzcan al diseño y puesta en marcha de un iberoamericano de la educación superior y la investigación, y a Universia  a “que analice y valore las conclusiones de este I Encuentro con el objetivo de extraer de ellas directrices para sus líneas de actuación estratégicas de futuro como sociedad de servicios a las universidades y como red de universidades. Solicitamos que estas líneas estratégicas persigan: el desarrollo de la sociedad del conocimiento y el adecuado papel, en este desarrollo, de las universidades; facilitar el trabajo en red de las universidades, extendiendo su oferta de contenidos y servicios al conjunto de la comunidad iberoamericana, en colaboración con las instituciones  representativas de las universidades; generar valores añadidos a las actuaciones universitarias, y el incremento de las relaciones de las universidades con las sociedades a las que deben servir”. 
Los interesados pueden acceder al documento íntegro de conclusiones de este I Encuentro Internacional de Rectores de Universia a través de la dirección web: www.universia.es .

 

arriba