Gobierno y Conferencia Episcopal
mantendrán “un diálogo constructivo”
Comisiones mixtas analizarán la asignatura de Religión y la financiación de la Iglesia
El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el de la Conferencia Episcopal, Ricardo Blázquez, han acordado establecer un diálogo fluido y constituir comisiones de trabajo mixtas, que abordarán asuntos pendientes, como la asignatura de Religión y la financiación de la Iglesia.
Rodríguez
Zapatero
y Blázquez
durante su
primera reunión
en La Moncloa.
(Foto: EFE)

Madrid. R.C.
Tras concluir su encuentro en el Palacio de la Moncloa, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el de la Conferencia Episcopal, Ricardo Blázquez, emitieron un comunicado conjunto, de cuatro párrafos, en el que se subraya el “ambiente de cordialidad”, en el que se desarrolló esta reunión, y la voluntad de ambos de “mantener un diálogo fluido y constructivo sobre los asuntos de interés común, en beneficio de todos los ciudadanos”. En el transcurso de la entrevista, de dos horas de duración, abordaron el anteproyecto de Ley Orgánica de Educación y otros aspectos, que han generado discrepancias entre ambas instituciones, como los matrimonios de homosexuales, la investigación con células madre, la agilización de divorcios
Previamente, Mª Teresa Fernández de la Vega, vicepresidenta del Gobierno, Fernando Sebastián, vicepresidente de la Conferencia Episcopal en ese momento, Luis Fernando López Aguilar, ministro de Justicia, y Juan Antonio Martínez Camino, secretario general y portavoz de la Conferencia, mantuvieron un encuentro el pasado día 2 de marzo para la preparación de la primera entrevista entre Rodríguez Zapatero y Blázquez.

Distintas posturas

Durante la inauguración de la VIII Feria del Estudiante en la localidad madrileña de Parla, la ministra de Educación y Ciencia, Mª Jesús San Segundo, manifestó que las propuestas que se están barajando “intentan compatibilizar el derecho de las familias que desean clases de religión para sus hijos, con el de aquellas que no quieren”, de lo que se desprende que “sociedad tiene distintos puntos de vista” en esta materia.
“La propuesta debe hacer compatible lo que dicen las leyes con el respeto a los derechos de todos”, puntualizó, además se mostró partidaria de que los centros organicen la programación educativa, “de manera que la necesaria autonomía de los centros que el proyecto pretende impulsar, conduzca a que cada escuela decida los horarios y la importancia de las distintas materias”.
Ante la propuesta socialista de eliminar la enseñanza alternativa a la religión, San Segundo ha señalado que otras confesiones no tienen una asignatura alternativa y siguen constituyendo un valor importante para las personas y las familias.

Propuesta del PSOE

Tras analizar el anteproyecto de Ley de Educación, la secretaria de Educación y Ciencia del PSOE, Eva Almunia, había anunciado que su partido propondrá al Gobierno que la religión no tenga ninguna asignatura alternativa, ya que “el derecho de unos no puede suponer una obligación para otros”. Según sus propias palabras, “los padres que quieren que sus hijos estudien religión ya tienen ese derecho garantizado, pero ahora hay que garantizar el de aquellos que no eligen esta opción”.
Por su parte, la Plataforma Ciudadana por una Sociedad Laica considera “correcta, constitucional” la propuesta del PSOE de solicitar al Gobierno que no diseñe una materia alternativa para la clase de religión y que cumple los acuerdos entre el Estado y la Santa Sede. Para su presidente, Victorino Mayoral, se deben respetar ambos derechos, los de los alumnos que quieren formación religiosa y los que no lo desean. También afirmó que los acuerdos con el Vaticano no prevén la existencia de una alternativa a la religión.
De igual modo, la Federación de Asociaciones de Estudiantes FAEST declara que “el hecho de que se oferte la asignatura de religión en sus diferentes vertientes confesionales, no debe vincular el que se tenga que enseñar otra asignatura a los alumnos que no desean cursarla, porque atentaría contra su derecho a la elección de una optativa”.

 

arriba