El MEC presenta las propuestas
de reforma educativa
El documento introduce la educación para la ciudadanía, formación científica e historia de las religiones
NOVEDADES
-Educación infantil como una única etapa (0-6 años) de dos ciclos con una finalidad educativa propia, impartida por maestros especialistas en educación infantil, con la colaboración de otros profesionales en el primer ciclo. Establecimiento de requisitos mínimos para los centros.
-Medidas preventivas en la educación primaria desde el momento en que se detecten las dificultades: grupos flexibles, más horas de trabajo en el centro, actividades complementarias, plan de refuerzo para los meses de verano o permanencia de un año mas en el mismo ciclo.
-Incorporación gradual desde la educación primaria a la secundaria: programas de refuerzo para los alumnos que lo requieran al empezar la ESO; dos asignaturas más en 1º y 2º de ESO, como máximo, que en 6º de primaria; refuerzo de la tutoría.
-Evaluación de diagnóstico o al finalizar 4º curso de primaria y 2º de ESO, que incluyan la evaluación del aprendizaje de los alumnos y la evaluación formativa interna de los centros y que permita prevenir el fracaso cuando aun se esta a tiempo.
-Programas flexibles para la atención la diversidad en la educación secundaria obligatoria: adaptación del currículo, desdoble de grupos materias optativas, programas de diversificación curricular desde 3 de ESO, iniciativas innovadoras de apoyo a los alumnos con dificultades.
-Iniciativas innovadoras para la atención a la diversidad: además de las medidas ordinarias de atención a la diversidad, se experimentarán iniciativas como la tutoría por pares o por alumnos mayores, escuelas aceleradas y otros programas de apoyo a los alumnos con dificultades, que se evaluaran para estudiar su posible aplicación mas general.
-Bachillerato más flexible y con más posibilidades de elección para los alumnos. Una nueva materia común de formación científica. Titulo de Bachiller al superar los cursos de bachillerato. Una única prueba de acceso a la universidad.
-Articulación mas flexible entre la enseñanza general y profesional, con la posibilidad de pasar de unos a otros tipos de enseñanza. Progresiva integración de los tres subsistemas de la formación profesional(reglada, ocupacional y continua), para facilitar el aprendizaje a lo largo de toda la vida.
-Incorporación de un nuevo ámbito de educación en valores en una nueva área de educación para la ciudadanía.
-Doble dimensión de la enseñanza de las religiones: enseñanza no confesional de las religiones, para todos los estudiantes, en el currículo común; enseñanza confesional en el marco de los acuerdos con las distintas religiones, de oferta obligatoria para los centros y voluntaria para los alumnos y no computable a efectos académicos de nota media para el acceso a la universidad y la obtención de becas.
-Revisión de la formación inicial y permanente del profesorado, impulso a los programas de movilidad internacional de los docentes, estimulo a la colaboración de profesores de secundaria en departamentos universitarios.
-Elaboración del estatuto de la función publica docente, mediante negociación con las Comunidades Autónomas y los representantes del profesorado, que definirá  los derechos y deberes de los profesores, los perfiles profesionales y las condiciones en las que se desempeña la profesión.
-Compromisos pedagógicos entre las familias y la escuela para mejorar el rendimiento de los alumnos y los centros, para hacer realidad el esfuerzo compartido.
-Escolarización equitativa entre todos los centros sostenidos con fondos públicos del alumnado con dificultades especiales. Actuaciones especificas en zonas o centros de atención preferente para prevenir el fracaso escolar.
Dirección profesionalizada, colegiada y participativa. Selección del director con un peso mayor de la comunidad educativa y con presencia de la Administración.
Como un documento abierto a la participación de la comunidad educativa presentó María Jesús San Segundo las propuestas de reforma educativa de su Departamento. Educación para la ciudadanía, formación científica común en Bachillerato y el estudio del hecho religioso son algunas de las novedades.
Entre otras novedades, la ministra anunció que el aprendizaje de la lengua extranjera comenzará en 1º
de Primaria.

(Fotos: Rafael Martínez)

Madrid. ROSAURA CALLEJA
La ministra de Educación y Ciencia presentó ante la Conferencia Sectorial y el Consejo Escolar del Estado el documento “Una educación de calidad para todos y entre todos”, que recoge las principales modificaciones que el Gobierno quiere introducir en el proyecto de reforma de la LOCE.
En rueda de prensa, María Jesús San Segundo aclaró que se trata de “un documento abierto al debate” y que las propuestas que incorpora van acompañadas de unas preguntas para favorecer “la participación de todo el sistema educativo”. Con este objetivo, anunció la puesta en marcha de una página web (debateeducativo.mec.es) abierta a la intervención de profesores, directores, asociaciones de padres, alumnos y ayuntamientos.
De igual modo, anticipó la próxima celebración de tres foros, en los que se abordará la atención a la diversidad los objetivos de educación y formación europeos para 2010  y la reforma educativa. En esta línea, informó de la convocatoria de diversas reuniones de la Comisión General de Educación y, para el mes de diciembre, tendrá lugar una nueva reunión de la Conferencia Sectorial.

Infantil, Primaria y ESO

Este documento del MEC define la Educación Infantil como una única etapa, que abarca el tramo de 0 a 6 años, dividida en dos ciclos y que será impartida por maestros especialistas.
En su intervención, la Ministra manifestó que en Primaria se aplicarán medidas preventivas, desde el momento en que se detecten dificultades de aprendizaje, como grupos flexibles, ampliación del horario de trabajo en el centro, actividades complementarias, plan de refuerzo durante el verano o permanencia de un año más en el mismo ciclo. Así como, la iniciación del aprendizaje de idioma extranjero será a los 6 años y no a los 8, como hasta ahora.
Asimismo, anunció el diseño de programas flexibles en ESO, que se materializarían en medidas de diversificación curricular desde 3º, desdoble de grupos e iniciativas innovadoras de apoyo a los alumnos con dificultades de aprendizaje, como tutorías.
Otra de las novedades se concreta en la creación del área de “Educación para la ciudadanía”, cuya finalidad es reforzar la educación en valores y que analizará los derechos y libertades, la igualdad de género, la prevención de la violencia y la integración de los inmigrantes. Esta materia será obligatoria para todos los alumnos en Primaria y Secundaria.

Bachillerato y Religión

El MEC apuesta por un Bachillerato más flexible y con más posibilidades de elección por parte de los alumnos. Además, se introducirá un nueva materia común de formación científica. Tras la eliminación de la Prueba General de Bachillerato, este Departamento propone un único examen de acceso a la Universidad, para los estudiantes que hayan superado los dos cursos de Bachillerato.
Ante los medios de comunicación, la titular del MEC precisó que la enseñanza de la religión será, como hasta ahora, una asignatura de oferta obligatoria, por parte de los centros, y de opción voluntaria para los alumnos. En esta línea matizó que no será evaluable y que no computará a efectos de nota media para el acceso a la universidad ni de cara a la obtención de becas. Los profesores que impartan esta asignatura los determinarán los responsables de las distintas confesiones y la Ministra afirmó que estos criterios respetan la legislación actual, en el marco de la Constitución y de los acuerdos con las distintas confesiones religiosas.
Paralelamente a ello, se incorporará al currículo general la historia de las religiones, de carácter obligatorio, cuyos contenidos se integrarán en otras asignaturas, como Geografía, Historia o Filosofía.
En el ámbito de la evaluación, María Jesús San Segundo especificó que se realizará un diagnóstico al finalizar 4º de Primaria y en 2º de ESO, que incluiría la valoración del aprendizaje de los alumnos y la evaluación formativa interna de los centros.

Formación docente

El documento también plantea la revisión de la formación inicial y permanente del profesorado, con un impulso a los programas de movilidad internacional y la colaboración de los docentes de secundaria en departamentos universitarios. Otra de las propuestas se concreta en la elaboración del Estatuto de la Función Pública Docente, a través de la negociación con las Comunidades Autónomas y los representantes del profesorado y, donde se definirán los derechos y deberes, los perfiles profesionales y las condiciones laborales. El MEC se muestra partidario de la dirección profesionalizada, colegiada y participativa.
Por lo que se refiere a la integración de los extranjeros en el sistema educativo, María Jesús San Segundo apoyó la escolarización equitativa entre todos los centros sostenidos con fondos públicos, además de emprender actuaciones específicas en zonas o centros de atención preferente para prevenir el fracaso escolar.

 

arriba