Nuevo Título de Especialización Didáctica

Aprobados también cinco Reales Decretos de desarrollo de la LOCE en el territorio MECD

Con esta nueva titulación, los profesores podrán impartir Secundaria, FP de grado superior y enseñanzas de régimen especial. (Foto: Rafael Martínez)
El Consejo de Ministros ha aprobado el nuevo Título de Especialización Didáctica del profesorado, así como cinco Reales Decretos de desarrollo de la Ley de Calidad (LOCE) para el territorio de gestión del MECD.

Madrid. ROSAURA CALLEJA
Mejorar la formación inicial y continua de los docentes es la finalidad del nuevo Título de Especialización Didáctica, que se inserta en las medidas incluidas en la Ley de Calidad de la Educación. Este nuevo sistema contempla una fase teórica y una práctica y servirá para impartir las enseñanzas de la Educación Secundaria, la Formación Profesional de grado superior y las enseñanzas de régimen especial. Como novedad, establece que la fase teórica podrá ser cursada simultáneamente a los estudios universitarios.
Hasta ahora, al profesor que quisiera ejercer se le requería el Certificado de Aptitud Pedagógica (CAP), un sistema implantado en 1970, por lo que el MECD consideraba urgente la adaptación de este certificado a la realidad del sistema educativo actual.
Este Real Decreto, aprobado por el Consejo de Ministros, fue remitido el pasado mes de abril a las Comunidades Autónomas, para iniciar su debate en el seno de la Conferencia Sectorial. Además, ha sido analizado por el Consejo Escolar del Estado, por la Mesa Sectorial y por el Consejo de Coordinación Universitaria y ha contado con el respaldo del Consejo de Estado.

Formación inicial y continua

El nuevo Título, que tendrá carácter oficial y validez en el territorio nacional, pretende proporcionar a los futuros profesores una sólida formación inicial, que garantice no sólo una rigurosa preparación científica en la asignatura que vayan a impartir, sino también una adecuada formación pedagógica y didáctica.
Los aspirantes llevarán a cabo un curso de cualificación pedagógica, con una fase teórica y otra de prácticas, cuya duración no deberá superar dos cursos académicos. Durante la fase académica se estudiarán materias comunes a todas las especialidades, materias específicas de cada especialidad y materias complementarias u optativas.
Como puede cursarse simultáneamente a los estudios universitarios, en el desarrollo de las carreras, los alumnos tienen la posibilidad de elegir un número determinado de asignaturas de carácter optativo, a través de los llamados créditos de libre configuración. De esta forma, los estudiantes que deseen encaminar su carrera hacia la función docente, podrán escoger las asignaturas de libre configuración, que conduzcan a la obtención final de ese título de especialización didáctica.

Fase de prácticas

Tras superar el periodo académico, se desarrollarán las prácticas en los centros docentes que correspondan a las enseñanzas, con una duración mínima de tres meses, y será tutelado por una Comisión Calificadora designada por las administraciones educativas. Este periodo incluirá un curso de formación de 12 créditos como mínimo. Los profesores en prácticas serán dirigidos por un tutor.
Finalizada esta fase, los alumnos que hayan obtenido evaluación positiva de sus actividades presentarán un proyecto didáctico que, una vez valorado positivamente por la Comisión, conducirá al Título de Especialización Didáctica.
No obstante, durante el presente curso escolar 2003-04, las administraciones educativas podrán seguir organizando las enseñanzas que conducen a la obtención del Certificado de Aptitud Pedagógica (CAP).

Territorio MECD

Asimismo, en su última reunión, el Consejo de Ministros aprobó cinco Reales Decretos de desarrollo de la LOCE, para el territorio de gestión del MECD, que corresponde a Ceuta, Melilla y los centros españoles en el exterior. Estos decretos hacen referencia al establecimiento de las enseñanzas de Educación Preescolar, Infantil, Primaria, ESO y Bachillerato. Los textos fueron analizados por el Consejo Escolar del Estado y cuentan con el informe favorable del Consejo de Estado.
Entre otros aspectos, contemplan la gratuidad de la Educación Infantil, la potenciación de la cultura del esfuerzo, con la supresión de la promoción automática y el establecimiento de nuevos criterios de evaluación. También recogen la creación de itinerarios en 3º y 4º de la ESO, la definición delos Programas de Iniciación Profesional, el refuerzo de la materias instrumentales y de las áreas científicas y humanísticas.
Esta normativa establece la potenciación del estudio de los idiomas y de las nuevas tecnologías, la lectura como eje vertebrador del sistema educativo y la atención a los alumnos con necesidades educativas especiales.

Preescolar

En el Real Decreto sobre Educación Preescolar se especifica que tendrá carácter voluntario para las familias y que su finalidad es la atención educativa y asistencial a los niños hasta 3 años. Los profesionales deberán ser maestros con especialidad en Educación Infantil o profesores de Educación General Básica especialistas en Preescolar o bien técnicos superiores en Educación Infantil, técnicos especialistas en Jardines de Infancia u otros profesionales con la habilitación correspondiente.
Por su parte, el Real Decreto de Educación Infantil contempla el inicio del aprendizaje de la lectura y la escritura y la incorporación de una lengua extranjera, además de la iniciación en las tecnologías de la información y de la comunicación como herramienta de aprendizaje.

Primaria

Entre otras novedades, el Real Decreto de Educación Primaria adelanta la edad del aprendizaje obligatorio de una lengua extranjera a los 6 años, se refuerzan las materias instrumentales y las asignaturas científicas y humanísticas. Así como, se incorporan las tecnologías de la información y la comunicación en todas las áreas y la comprensión lectora, la expresión oral y el fomento de la lectura se convierten en ejes fundamentales para el aprendizaje. Este decreto incluye Programas Específicos de Aprendizaje de Lengua y Cultura españolas para los alumnos extranjeros.
Por lo que se refiere a la evaluación, los escolares pasarán de ciclo se alcanzan los objetivos el currículo y si no permanecerán un curso más en el mismo ciclo una sola vez a los largo de la etapa.

ESO

El Real Decreto de Educación Secundaria Obligatoria establece su división en cuatro cursos, los dos primeros serán comunes para todos los alumnos y los dos últimos constan de asignaturas comunes y otras específicas que conforman los itinerarios.
Mientras que en 3º, los estudiantes podrán elegir entre el itinerario Tecnológico y el Científico-Humanístico, en 4º optarán por el Tecnológico, Científico y Humanístico. Sin embargo, todos los itinerarios conducirán al mismo Título de Graduado en ESO.
La evaluación en este nivel se realizará por asignaturas al final de cada uno de los cursos y los alumnos que no superen alguna materia podrán realizar una prueba extraordinaria en septiembre. Una vez realizada, si suspenden más de dos asignaturas, deberán repetir curso.
Con una duración de dos cursos académicos, los Programas de Iniciación Profesional, que sustituyen a los de Garantía Social, se estructuran en formación básica y formación profesional específica y conducen la obtención del Título de Graduado en ESO.

Bachillerato

Según determina el Real Decreto, los estudiantes de 16 a 18 que cursen Bachillerato podrán elegir entre las modalidades de las Artes, de Ciencia y Tecnología y de Humanidades y Ciencias Sociales y las tres se organizan en asignaturas comunes, específicas de modalidad y optativas. En este nivel se da más protagonismo a una segunda lengua extranjera, que pasa de ser optativa a convertirse en una asignatura específica en la modalidad de Humanidades, pero mantiene el carácter de optativa en las otras dos modalidades. También se incluye en Ciencias y Tecnología la materia “Tecnologías de la Información y de la Comunicación” y se introducen actividades que estimulen la lectura, la expresión oral y la comunicación.
Para obtener el Título de Bachiller, los estudiantes deberán aprobar todas las asignaturas de los dos cursos y la Prueba General de Bachillerato.

Nuevo centro

Por último, el Consejo de Ministros aprobó un Real Decreto, por el que se autoriza la Escuela Pública de Educación Preescolar “Virgen de la Victoria” en Melilla, que dispondrá de siete unidades para niños hasta los 3 años y su titularidad corresponde a la Consejería de Bienestar Social y Sanidad de la Ciudad Autónoma. Según determina la LOCE, el centro contará con dos maestros y ocho técnicos superiores especialistas en Educación Infantil.

 

arriba