Los expertos reclaman mayor libertad en el sistema educativo

Más de 350 pedagogos, profesores y especialistas participan en la Semana Monográfica de la Educación que organiza la Fundación Santillana

La excesiva rigidez del sistema y la falta de correlación entre el incremento del gasto educativo y los mejores resultados académicos, son algunas de las conclusiones de este encuentro de la Fundación Santillana que un año más reúne a numerosos expertos nacionales e internacionales.

Madrid. MARGARITA GIRON
“La educación española no acaba de tener rumbo, y por eso sus resultados son todavía bastante mediocres. Algunos creen que esto se resuelve a base de voluntarismo, de tiempo y de dinero. Pero se equivocan”, el sistema educativo español no avanza porque “limita gravemente los márgenes de libertar de todos sus agentes: alumnos, padres, profesores y centros educativos” y porque sus instituciones “son demasiado rígidas”. Esta es una de las principales conclusiones a las llegan los sociólogos Víctor Pérez-Díaz y Juan Carlos Rodríguez en su libro “Educación y orden de libertad”, un estudio que ha servido de documento de trabajo para los asistentes a la XVIII Semana Monográfica de la Educación en España, que organiza un año más la Fundación Santillana.
Los autores consideran que el sistema educativo tiene que “abandonar el terreno de consenso actual de una situación estatista, relativamente rígida, y moverse en la dirección de un sistema de coordinación liberal de la educación”. Las consecuencias de ese cambio serían el “aumento de la diversidad de la oferta educativa, lo que traería consigo mejores resultados académicos, pues incentivaría en todos los actores conductas educativas más exigentes”.

Consenso

También entienden que el consenso imperante actualmente en la comunidad educativa puede ser “inquietante porque consagra la primacía de los ‘insiders’: funcionarios, profesores y directores que quieren mantener su ‘status quo’”. Por eso proponen que el cambio se inicie “desde abajo”, desde la iniciativa de “quienes son capaces de disentir del consenso imperante, definir un proyecto educativo y arriesgarse a realizarlo”.
En cuanto al papel de los políticos, los autores afirman que “lo que tienen que hacer es flexibilizar cada vez más el marco institucional de la enseñanza”. Además, añaden que las sucesivas reformas educativas llevadas a cabo en las últimas décadas “pecan de continuismo. Son todos avatares de la misma idea”. Si reconocen el esfuerzo cuantitativo realizado en los últimos 20 o 30 años, pero califican de “dudosos” sus efectos cualitativos. “No hay un solo estudio en ningún país que demuestre la relación entre mayor gasto por alumno y mejores resultados académicos. De hecho, en España, los colegios concertados tienen menos recursos que los públicos y obtienen mejores resultados”, explica Rodríguez.

Formación de gobernantes

Por su parte, el catedrático de Filosofía Fernando Savater ha destacado en estas jornadas que la educación en una democracia debe orientarse a la “formación de aquellos que van a gobernar” y que en democracia todos los ciudadanos son gobernantes. De esta manera, Savater justificó porqué la educación ha de ser obligatoria y para todos. “La educación permite la lucha contra la fatalidad que es que el hijo del pobre sea siempre pobre y que el hijo del ignorante sea siempre ignorante”, añadió el filósofo.
También ha intervenido el director de Educación Reglada del Ministerio de Educación francés, Jean Paul de Gaudemar, quien ha planteado la importancia de la educación preescolar e infantil; y el catedrático de sociología, Mariano Fernández Enguita, que se refirió a las respuestas que debe tener la escuela ante la diversidad: “construir una base común, unir lo que la sociedad inevitablemente separará”.
El presidente del Patronato de la Fundación Santillana y presidente del Grupo PRISA, Jesús de Polanco, resaltó que “la educación española demanda hacer más análisis conjuntos” y que estos encuentros tienen la vocación de resultar útiles a los responsables políticos del Gobierno y comunidades así como servir de apoyo a los profesores.

Transición social

Tanto el secretario general de la Organización de Estados Iberoamericanos, Francisco Piñón, como el vicepresidente del Patronato de la Fundación Santillana, Ricardo Díez-Hochleitner, han destacado el proceso de transición en el que vive la sociedad y su fuerte repercusión en los sistemas educativos.
Respecto a la Universidad, surgió el tema del acceso a la misma, sobre el que algunos expertos sostienen que “cuesta poco entrar en la Universidad y que las barreras de acceso a una carrera en España son muy bajas, ya que, entre otras cuestiones, las tasas cubren entre el 15% y el 20% del coste real de los estudios superiores”.
En estas jornadas han intervenido expertos de varios países como el experto en políticas y cooperación educativas de la Comisión Europea, Guy Haug; el catedrático de Psicología de la Educación y consultor de la OCDE y la UNESCO, Alvaro Marchesi; el catedrático de Educación Comparada, José Luis García Garrido; el ministro de Educación de Brasil, Cristovam Buarque; el catedrático de Didáctica de la Historia, Rafael Valls; el secretario general de la Oficina Internacional de Educación Católica, Angel Astorgano; el catedrático de Política de la Educación, Manuel de Puelles; el catedrático de Teoría de la Educación, José Manuel Esteve; y el decano de Business School-ESADE, Xavier Mendoza.
Este año, los organizadores de la Semana Monográfica han reservado plazas para estudiantes de Pedagogía y Magisterio y se ha concedido dos créditos académicos a los profesores que han participado en este Encuentro. Las ponencias y conclusiones del mismo pueden consultarse en la página web www.fundacionsantillana.org

 

Los autores del estudio, los sociólogos Víctor Pérez-Díaz y
Juan Carlos Rodríguez, acompañados
del Presidente
del Grupo Santillana, Emiliano Martínez.
(Foto: Rafael Martínez)
arriba