Educación para la convivencia democrática

La Semana Monográfica de Santillana destaca la trascendencia de la formación en valores para garantizar la paz y la democracia
Sesión inaugural de esta XVII Semana Monográfica de la Fundación Santillana. (Foto: Rafael Martínez)
Bajo el lema "Educación para la convivencia democrática", la Fundación Santillana ha celebrado en Madrid, los días 25 a 29 de noviembre, su XVII Semana Monográfica "Aprender para el futuro", que ha contado con la participación de relevantes espe- cialistas nacionales y extranjeros en el ámbito educativo y social.

Madrid.
Para los participantes en la XVII Semana Monográfica "Aprender para el futuro" de la Fundación Santillana, según quedó reflejado en las conclusiones del encuentro, celebrado en Madrid del 25 al 29 de noviembre, "la escuela absorbe los problemas que se dan en la sociedad, por eso, la violencia en las aulas y en los centros educativos ha de entenderse como un reflejo del clima de convivencia social existente, especialmente difícil en algunos países". Y la escuela ha de ser, y debe ser, a juicio de los participantes en estas jornadas, "el escenario desde el que combatir y prevenir la aparición de conflictos, para evitar que se repitan generación tras generación".
"La tolerancia y el diálogo -precisaron los expertos asistentes a la Semana- son los valores que pueden asegurar la paz, como se pone de manifiesto en aquellas sociedades que viven en sistemas de convivencia verdaderamente democráticos". Para la consecución de estos fines, según constataron los participantes en la Semana Monográfica, "habrá que contar con los recursos profesionales, asistenciales y de orientación que sean necesarios".

Cinco ejes de trabajo y debate

La XVII Semana Monográfica de la Fundación Santillana, bajo el epígrafe genérico "Educación para la convivencia democrática", articuló sus sesiones de trabajo en torno a cinco grandes temas: "Desafíos y oportunidades para la convivencia democrática y la paz"; "La convivencia democrática, condición esencial para un desarrollo sostenible material, social y humano"; "Educación básica y superior para fomentar la cultura de la convivencia"; "Formación de adultos y cultura para la convivencia y la paz", y "Paz, seguridad y desarrollo en la sociedad futura".
Tras la sesión inaugural de la Semana Monográfica, que tuvo como invitados de honor a los ministros de Educación iberoamericanos asistentes a la Asamblea General de la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI), celebrada en Salamanca, y las palabras de bienvenida al encuentro por parte de Francisco Piñón, secretario general de la OEI y de Jesús de Polanco, presidente del Patronato de la Fundación Santillana, el director de las semanas monográficas y vicepresidente del Patronato de la Fundación Santillana, Ricardo Díez Hochleitner efectuó la presentación del documento básico de las jornadas.
Díez Hochleitner afirmó en su intervención que "la paz es la máxima expresión y consecuencia última de una convivencia democrática practicada en todos los ámbitos, en el seno de la sociedad civil, entre las instituciones privadas y públicas, así como entre los gobiernos, local y globalmente, y el ejercicio de esa indispensable convivencia democrática exige una formación individual y colectiva, que la educación debe ofrecer en todas sus modalidades y de forma permanente", y resaltó que "una paz activa y generalizada entre todos los habitantes del mundo, basada en el diálogo constructivo, es prerrequisto indispensable de un desarrollo sostenible para permitir vivir en plenitud espiritual y material, con bienestar y felicidad, en armonía entre todos los hombres y de éstos con la naturaleza o el medio ambiente".

Ponencias y participantes

Entre los ponentes y participantes en la XVII Semana Monográfica de la Fundación Santillana cabe destacar a Ruth Bamela, fundadora/presidenta de Acción Africana contra el Sida y presidenta de Seguridad Alimentaria Africana; Antonio Mercader, hasta hace poco ministro de Educación y Cultura de Uruguay; Enrique Múgica Herzog, Defensor del Pueblo; Andrés Pedreño Muñoz, consejero delegado del Portal Universia; Carlos Robles Piquer, presidente de la Fundación Cánovas del Castillo; Federico Mayor Zaragoza, ex-director general de la Unesco y presidente de la Fundación para una Cultura de Paz; José Luis García Garrido, presidente del Consejo Escolar de la Comunidad de Madrid; Manuel de Castro, secretario general de la FERE; Álvaro Marchesi, ex-secretario de Estado de Educación y Ciencia; Belisario Betancur, ex-presidente de Colombia y presidente de la Fundación Santillana para Iberoamérica; José María Martín Patino, presidente de la Fundación Encuentro; Thorvald Stoltenberg, presidente del Instituto Internacional para la Democracia; Diego Hidalgo, presidente de FRIDE, y F. Javier Jiménez-Ugarte, secretario general de Política de Defensa.
Belisario Betancur, ex-presidente de Colombia, destacó en la jornada inaugural del encuentro, celebrado en la sede de Editorial Santillana de Madrid, que Iberoamérica en general, y países como Argentina, Venezuela o Colombia en particular, "son ejemplos de que el mundo, la humanidad, progresa ‘padeciendo’", y subrayó el papel que los sistemas educativos deben desempeñar en las sociedades democráticas.
Betancur puso asimismo como ejemplo de cómo la educación puede contribuir a mejorar los sistemas democráticos la reciente reunión de rectores de las universidades españolas e iberoamericanas en Cartagena de Indias, en la que los asistentes, además de poner en marcha varias acciones concretas, como la creación de un portal conjunto en Internet, reflexionaron sobre la necesidad de que los ciclos superiores de los sistemas educativos sirvan "para poder formar, además de buenos especialistas y profesionales, personas"" ya que, a su juicio, "las universidades, en la actualidad, forman robots".
El presidente de la Fundación Santillana, Jesús de Polanco, afirmó en el acto inaugural de la Semana Monográfica que "la democracia es la gran conquista indeclinable de la humanidad, y la educación permanente en valores, contenidos, hábitos y actitudes a lo largo de toda la vida es el mejor medio para hacer realidad la indispensable convivencia democrática". Las cotas de inseguridad y violencia que hoy sufren numerosos países "reclaman de la educación nuevos pilares donde asentar un futuro más prometedor", destacó Polanco.

Convivencia en democracia

Por su parte, el Defensor del Pueblo, Enrique Múgica, advirtió en su intervención de "los riesgos que en las sociedades democráticas entraña el control de los centros educativos y de enseñanza, y de que éstos, o los medios que contribuyen a formar la opinión pública, se pueden usar de una forma ‘tiránica’". Múgica aseveró asimismo que "la auténtica convivencia no es posible sin democracia".
El presidente de la Fundación Encuentro, José María Martín Patino, inició su intervención poniendo de relieve "la necesidad de contar con buenos ciudadanos", que calificó como una de las preocupaciones constantes de las democracias occidentales, y afirmó al respecto que "no conseguiremos suprimir la violencia, la discriminación racial y los atentados contra la dignidad humana si no hablamos más de educación civil y avanzamos en ese ámbito, que es el futuro". Patino resaltó que "hay que tener en cuenta la trascendental distinción existente entre ‘aprender habilidades’ y ‘aprender contenidos’".
Federico Mayor Zaragoza, ex director general de la UNESCO, resaltó la importancia de la prevención para lograr una verdadera educación para la convivencia democrática, y destacó la necesidad de "fomentar la cultura democrática a escala mundial, de tener una visión prospectiva sobre el conjunto del mundo".
Por su parte, Álvaro Marchesi, catedrático de Psicología de la Educación, resaltó en su intervención que "la educación en valores no debe ser sólo, y principalmente, responsabilidad de la escuela, que no es responsable de todo lo que sucede en ella", y destacó la importancia de la educación afectiva, ya que "la educación moral no es sólo una educación instructiva, sino que hunde sus raíces en aspectos afectivos, que son los que permiten que aflore la solidaridad con los demás".

 

arriba