La sociedad del conocimiento, a debate

José Antonio Marina y Juan Luis Cebrián participan en la tercera mesa redonda del ciclo "Política, Cultura y Educación"


Madrid.
El catedrático de Secundaria y filósofo José Antonio Marina y el periodista y académico Juan Luis Cebrián han debatido sobre el tema "Cultura, poder y política en la sociedad del conocimiento", dentro del ciclo de mesas redondas "Política, Cultura y Educación", organizado por la Fundación de Investigaciones Educativas y Sindicales (FIES).
Al referirse a la cultura José Antonio Marina citó una frase del pensador y economista austriaco Hayeck: "es una generación espontánea que no puede dirigirse". Respecto de la información dijo que esta ha adquirido desde hace mucho tiempo un protagonismo esencial en los ámbitos social y económico. Se refirió al fenómeno Internet definiéndolo como "el mundo platónico de las ideas" y también lo desmitificó: "todo sistema informático vale lo que vale la persona que está delante de la pantalla". Al analizar el poder consideró que este es un instrumento que permite "premiar, castigar o cambiar las opiniones". Para este catedrático de instituto, cultura e información se han convertido en instrumentos de la industria y por tanto sus objetivos son económicos: "lo que interesa a toda empresa es ganar dinero".
Según Marina, más que en la sociedad de la información, "donde cada vez es más difícil enterarse de lo que pasa por la sobresaturación de información", vivimos en una sociedad en la que el ciudadano "se siente manejado", en una sociedad de la "desconfianza" hacia el poder judicial, financiero, político y también de los medios de comunicación, "que simplifican la realidad, lo que, en parte, supone ocultar la verdad". ¿Qué hacer frente a todo ello? A su juicio una de las alternativas está en la escuela, "en una sociedad mejor formada, más crítica y exigente, que no perdone el engaño". Para Marina "la educación, y especialmente la educación secundaria, es el reducto para crear entre los jóvenes una conciencia crítica". Como consecuencia de ello es necesario buscar "la buena información" y contar con "una ciudadanía exigente, con ganas de que le expliquen las cosas".

Cultura global

Juan Luis Cebrián se refirió al fenómeno Internet como paradigma de la sociedad del conocimiento y anunció que "todo el saber humano estará en la Red en el plazo de cinco o diez años, aunque otra cosa es quién puede o podrá acceder a ese conocimiento". A este respecto indicó que nos encontramos ante una cultura global, donde las informaciones se transmiten con una extraordinaria rapidez. "La globalización -dijo- no es una alternativa, simplemente es algo que está ahí y que es necesario comprender. La sociedad global no reconoce fronteras y así el Estado-nación será cada vez menos poderoso".
No obstante, para el periodista y académico la sociedad de la información se encuentra todavía en la Prehistoria, aunque evoluciona demasiado deprisa: "el primer ordenador surgió hace tan sólo veinte años, y ahora nadie puede trabajar sin él". Asimismo, se mostró de acuerdo con Marina sobre la idea de que no mucha más información significa mejor información. En este sentido apuntó que la sociedad del conocimiento pone la información al alcance de todos, "pero no todos tienen al alcance la tecnología", por lo que abogó por una mayor inversión en medios informáticos y "una mejor formación no sólo sobre su uso sino también sobre su contenido". Juan Luis Cebrían finalizó su intervención señalando que "ya no es verdad aquello de quién tiene la información tiene el poder. Tendrá el poder quién tenga la capacidad de interpretar y analizar la información".
El ciclo "Política, Cultura y Educación" continuará el 18 de junio con la cuarta mesa redonda, con el título "Educación, sociedad y comunicación", en la que intervendrán Juan Genovés, Juan Carlos Tedesco y Emiliano Martínez, moderados por Antonio Chazarra.

 

arriba