La Ley de Universidades, tras su
aprobación definitiva por el Congreso, entrará en vigor el próximo
mes de enero. (Foto: Rafael Martínez)

El Parlamento aprueba la Ley Orgánica de Universidades

La LOU recibió el respaldo
de PP, CiU y CC en el Pleno del Congreso de los Diputados

El Pleno del Congreso de los Diputados, en reunión celebrada
el jueves 20 de diciembre, aprobó el proyecto de Ley
Orgánica de Universidades (LOU), con el respaldo de Partido Popular (PP), Convergencia i Unió (CiU) y Coalición Canaria, que sumaron 196 votos a favor, y la oposición del resto de los grupos parlamentarios (134 votos en contra).

Madrid.
La Ley Orgánica de Universidades superó el último trámite parlamentario tras su aprobación en la reunión del Pleno del Congreso de los Diputados, el día 20 de diciembre, con el respaldo de Partido Popular, Convergencia i Unió y Coalición Canaria y con la oposición del resto de los grupos parlamentarios.
El proyecto de Ley Orgánica de Universidades, tras la aprobación por la Cámara Baja de las enmiendas introducidas en el Senado, fue aprobado por el Pleno del Congreso por 196 votos a favor y 134 en contra. La nueva Ley de Universidades entrará en vigor con su publicación en el "Boletín Oficial del Estado".
Durante el debate del proyecto en la Cámara Baja, la diputada socialista y secretaria de Educación del PSOE, Carme Chacón, tras expresar su rechazo al texto de la LOU, pidió la retirada del mismo y la dimisión de la ministra de Educación, Cultura y Deporte, Pilar del Castillo, y resaltó que "desde hoy ya no es la ministra de la Universidades española, sino la ministra de la LOU".
La diputada de Izquierda Unida, Marisa Castro, lamentó en su intervención que "el Gobierno no haya aprovechado la unanimidad sobre la necesidad de reformar la Universidad para impulsar una Ley de Estado, y no una Ley de partido", y tras anunciar que desde IU se recurrirá la LOU ante el Tribunal Constitucional, pidió la retirada de la Ley y la dimisión de la ministra "por su nefasta gestión".
Por su parte, el diputado del Partido Popular Juan Carlos Guerra, negó en su intervención que la reforma "sea antidemocrática, porque se ha aprobado con la mayoría en las Cortes", y expresó su rechazo respecto a que la LOU "apueste por una privatización de las universidades".
Al término de la sesión, la ministra Pilar del Castillo, en su comparecencia ante los medios de comunicación, destacó "el amplísimo apoyo parlamentario que ha recibido esta reforma, con 196 votos a favor, que es la mayor que obtiene una ley universitaria en la historia de la democracia".
"No he dudado nunca -resaltó la ministra- que una vez que esta ley fuera aprobada con este apoyo, todos en la Universidad van a desarrollarla con la mejor intención y los mejores deseos para contribuir a que se deriven los mayores beneficios al sistema universitario español".
Por su parte, según informa Europa Press, el sindicato CC.OO. solicitará a los grupos políticos PSOE e IU y a los distintos Gobiernos autonómicos que se han manifestado públicamente en contra de la LOU "que interpongan recursos de inconstitucionalidad", por ser una normativa que "atenta gravemente" contra las Comunidades Autónomas y contra la autonomía universitaria.

Tramitación en el Senado

El Pleno del Senado, en reunión celebrada el pasado día 14 de diciembre, aprobó, con los votos a favor de PP, CiU y CC, el proyecto de la LOU, al que se han incorporado unas ochenta enmiendas, y que fue remitido nuevamente al Congreso para su aprobación.
Tras el rechazo de las seis enmiendas a la totalidad y las cerca de 500 enmiendas parciales presentadas por PSOE, PNV, BNG, IU, EA y ECP, el Senado, en sesión plenaria celebrada el día 14, aprobó el proyecto de Ley Orgánica de Universidades (LOU), con los votos a favor de PP, CiU y CC y la incorporación de alrededor de 80 enmiendas parciales, la mayoría de ellas propuestas por el PP.
Entre las modificaciones que se han incorporado en el Senado, según informa EFE, destaca la referida a la eliminación de la incompatibilidad para que el profesorado de las universidades públicas en activo no pueda, además, prestar servicios en centros privados, si bien el PP ha insistido en que la Ley de Incompatibilidades sigue vigente y es de aplicación para todos los funcionarios.
Asimismo, entre las enmiendas introducidas en la Cámara Alta, destacan la relativa a la elevación hasta cincuenta del número máximo de miembros que deben integrar los Consejos de Gobierno de las Universidades; la referida a la exención de la necesidad de desvincularse de la universidad contratante durante dos años para los profesores ayudantes actuales que pretendan ser contratados como "profesor ayudante doctor", y la relativa a la eliminación de la posibilidad de que los decanos de facultad o directores de escuela sean "designados", estableciendo que en todos los casos deberán ser "elegidos".
Además de las cerca de 60 enmiendas del PP incorporadas por el Senado, se aceptaron otras 20 propuestas por otras formaciones, entre las que se incluye una de IU relativa a la creación de la figura del Defensor Universitario, para velar por el respeto a los derechos y las libertades de profesores, alumnos y personal de administración y servicios.
A la conclusión del debate en el Pleno del Senado, que se prolongó durante más de doce horas, el portavoz de Educación del PP, José María Barahona, señaló que "las modificaciones que se han introducido sirven para mejorar la LOU y reforzar el modelo universitario que defienden el Gobierno y el Partido Popular".
Por su parte, el portavoz de Educación del PSOE, Manuel Fernández Zanca, estimó que los cambios introducidos en el Senado "son sólo cosméticos", y denunció "la nula voluntad de diálogo que los populares han demostrado", afirmando que "sólo se han incorporado enmiendas testimoniales del resto de los grupos políticos".

Sistema de fijación de tasas

Por otra parte, ante las informaciones publicadas que afirman que la Ley de Universidades introduce un nuevo sistema de fijación de tasas, el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte ha emitido un comunicado oficial en que se precisa que "lo que hace la Ley de Universidades es hablar de ‘precio público’ y ponerlo en relación con la prestación de servicios es introducir una mejora técnica de redacción, puesto que la Ley de Reforma Universitaria (LRU), al ser anterior a la Ley de Tasas y Precios Públicos (Ley 8/1989, de 13 de abril) habla de ‘tasa académica’ y no de ‘precio público’ (que por definición está relacionado con la prestación de servicios).
En el citado comunicado se precisa que "la Ley de Universidades no modifica el sistema de fijación de tasas porque:

  1. Recoge lo establecido en el artículo 25.2 de la Ley de Tasas y Precios Públicos en relación con su artículo 24, según los cuales cuando existan razones sociales, benéficas, culturales o de interés público que así lo aconsejen, podrán señalarse precios públicos que resulten inferiores a los costes económicos originados por la realización de las actividades. La educación universitaria es un servicio público que está bajo este supuesto.
  2. La variación de tasas que puede darse entre Comunidades Autónomas con la Ley de Universidades es la misma que se puede dar en el sistema actual con la Ley de Reforma Universitaria: las Comunidades Autónomas fijan las tasas universitarias dentro del marco establecido por el Consejo de Universidades.
  3. El Ministerio de Educación, Cultura y Deporte no tiene ninguna competencia en materia de tasas universitarias; éstas corresponden exclusivamente a las Comunidades Autónomas".
arriba