Este artículo ha sido pensado para ser puesto a disposición de
los alumnos de la ESO. Los profesores, en función del ciclo y curso que impartan, efectuarán las adecuaciones -al alza o a la baja- que estimen oportunas y que mejor convengan a la idiosincrasia de sus alumnos y a los recursos materiales con que cuente el centro, y que puedan ser utilizados por dichos alumnos (biblioteca escolar, acceso a Internet, etc.).

Monografías y trabajos prácticos: realización, evaluación y calificación

Fernando Carratalá Teruel
Catedrático de Lengua Castellana y Literatura del IES
"Rey Pastor", de Madrid

 
NTES  de efectuar un  trabajo mo-

nográfico hay que plantearse aquellos aspectos concretos que se pretenden abordar en dicho trabajo; lo que implica tener claras las respuestas a tres cuestiones previas:
-¿Qué se ha pedido que se haga?
-¿Qué aspectos particulares del tema propuesto se deben afrontar con mayor rigor?
-¿Cuáles son los procedimientos de trabajo más idóneos para realizar dicho trabajo?
Y, a la vista de las respuestas correspondientes -y oportunas-, será preciso, entre otras actividades, consultar documentación específica, tomar notas de los aspectos más relevantes de la información a la que se haya tenido acceso y organizarla convenientemente.

Instrucciones para la realización de un trabajo monográfico

1. La presentación.
2. El esquema de trabajo.
3. El desarrollo.
4. La "honradez intelectual".
5. La bibliografía empleada y la "calidad" de la misma.

1. La presentación.

Título. Debe sintetizar la información esencial. Características del título: conviene que sea breve y sugestivo; pero lo suficientemente informativo y, por tanto, "pobre" en valores expresivos .

Portada. En ella se hará constar:
-Nombre del Centro.
-Área curricular en la que se inscribe el trabajo.
-Profesor que lo dirige.
-Título del trabajo, procurando que sea lo más informativo posible.
-Nombre de quien lo realiza -y, si se trabaja en equipo, de todos los miembros del grupo-, con especificación del curso y grupo.
-Lugar y fecha.

Observaciones.
-Los trabajos se presentarán en papel DIN-A 4.
-Sólo se escribirá por una cara, y en papel blanco.
-Formato de la página. Márgenes: izquierda, 2,5 cm; derecha, 2 cm; arriba y abajo, 3 cm. Párrafo: doble interlineado.
-Las páginas vendrán numeradas.

2. El esquema de trabajo.

Para organizar el esquema se puede usar el sistema de números: 1, 1.1., 1.2.,etc. También se pueden combinar los números romanos (I, II, ...) con los arábigos (1, 2, ...).En caso de numerar la página del esquema, ésta podría servir de índice. También puede organizarse el esquema empleando letras; e incluso se pueden combinar ambos sistemas, recurriendo a números y a letras, simultáneamente.
Si se trata de un trabajo complejo, al principio -antes de la Introducción-, es necesario añadir una hoja con las abreviaturas más frecuentes que vayan a emplearse, respetando los criterios académicos siempre que sea posible.

Este es un posible modelo del esquema para la elaboración del trabajo:
-Portada.
-Índice (esquema del trabajo).
-Introducción (precedida de las abreviaturas y de su interpretación).
-Cuerpo del trabajo (organizado en epígrafes).
-Valoración personal (a modo de conclusión).
-Anexo con la documentación gráfica.
-Bibliografía.

La introducción podría incluir cuatro puntos; y, por su brevedad, no debe sobrepasar los dos folios. Dichos puntos son:
-Declaración de lo que se pretende -y, en su caso, no se pretende- hacer.
-Presentación del tema objeto del trabajo.
-Catálogo de los principales "procedimientos" que se van a emplear. Así, por ejemplo: Resúmenes de informaciones varias, pero sin acudir directamente a las fuentes; Comparación de informaciones procedentes de distintas fuentes, con explicitación de aquellas en las que el trabajo se basa; Resumen de un libro, entresacando las ideas más importantes; Propósito de efectuar valoraciones críticas personales, por "elementales" que estas sean; etc.

3. El desarrollo.

La exposición debe ser en todo momento clara y coherente.

4. La "honradez intelectual".

Si se reproduce literalmente un fragmento de un original, debe ir entre comillas, y se asignará a la cita el número que le corresponda, a fin de introducir la pertinente referencia a pie de página (o bien al final del trabajo). En el caso de que la cita se sitúe a pie de página, dicha cita se reproducirá con letra de menor cuerpo.

5. La bibliografía empleada y la "calidad" de la misma.

-Para "fuentes": Las propias obras del autor y, a ser posible, en el propio idioma en que han sido escritas.
-Para "referencias literarias": Breve comentario de las obras.
-Con respecto a la bibliografía "conocida": Relación de los libros más significativos de los que se tiene noticia, aunque no hayan sido consultados.
-Y ténganse siempre presentes estas recomendaciones: No deben usarse diccionarios generales, pero sí especializados; Tampoco deben emplearse libros de texto; y sí, en cambio, estudios monográficos; Utilícense, también, artículos de revistas especializadas; Pueden manejarse, según los casos, libros de divulgación.

Instrumentos de evaluación

Por medio de las monografías se pueden evaluar cuestiones tan dispares como: la profundización en conocimientos específicos; la "habilidad" para buscar información, tratarla de forma crítica y transmitirla de manera organizada e inteligible; o las capacidades relacionadas con la expresión escrita.
Los alumnos deberán presentar los trabajos monográficos que se les propongan:
-Siguiendo, en cada caso, las instrucciones precisas que reciban de sus profesores para su realización.
-En el plazo y con la "configuración" que se determine.
-De manera inexcusable para obtener una calificación positiva, dado que las monografías son consideradas como uno más de los instrumentos de evaluación.
-Con indicación pormenorizada de las tareas efectuadas por cada uno de los miembros del grupo, en el caso de las monografías se realicen de forma colectiva.

La calificación de las monografías

Para calificar las monografías puede acudirse a la guía que se reproduce a continuación -y que se hará pública para conocimiento del alumnado-, en la que se recogen, para cada uno de los indicadores establecidos, cinco grados de estimación: Muy bien (4), Bien (3), Suficiente (2), Insuficiente (1) y Deficiente (0). De esta forma se puede obtener la media aritmética de cada uno de los indicadores. La adecuación de la puntuación final obtenida a la "escala oficial de calificación" -de Sobresaliente a Insuficiente, y mediante una simple regla de tres- (de acuerdo con la OM de 12 de noviembre de 1992, BOE del 20) es bien sencilla.

 

M B

B

S

I

D

  • Contenido.

  • Claridad de pensamiento: se comprende con facilidad lo escrito.
  • Continuidad del pensamiento: orden de las ideas, ausencia de repeticiones, ideas superfluas y lagunas...
  • Distingue la información relevante de la accesoria evitando divagaciones, digresiones, vaguedades, incoherencias.
  • Enriquece el lenguaje verbal con el apoyo de lenguajes no verbales (ilustra la información escrita con dibujos, fotografías, gráficos de diferentes tipos, etc., para comunicarla de la forma más comprensible posible).
  • Estructura. Disposición y vertebración de la información.

  • Planificación sistemática del trabajo que se va a realizar para llevarlo a cabo de acuerdo con dicha planificación: realización de un esquema previo con la información que va a ser desarrollada.
  • Organización de la información de manera estructurada: distribución por epígrafes, sistematización de las ideas (todos los párrafos están ligados por una visión de conjunto, etc.).
  • Incorporación de citas bibliográficas al texto (en el cuerpo, al pie, al final).
  • Estimación de la propia creatividad organizando de forma personal la información desarrollada (que incluso puede venir configurada de diferente forma en función de su contenido).
  • Elementos expresivos.
  • Empleo de un léxico correcto, variado, preciso y apropiado, y con presencia de los tecnicismos propios de la materia sobre la que versa el trabajo.
  • Sencillez y variedad de nexos; corrección en las concordancias y en el uso de las preposiciones.
  • Aspectos mecánicos.
  • Corrección ortográfica (letras, tildes, signos de puntuación y abreviaturas).
  • Presentación: márgenes uso adecuado de elementos de realce (subrayado, empleo de letras de diferente cuerpo y formato), limpieza.
  • En el caso de que los trabajos no se presenten escritos con la ayuda de un procesador de textos deberá realizarse una escritura manuscrita suficientemente legible.
  •          
    arriba