En esta sección se publicarán las cartas dirigidas por correo o vía electrónica. El tema será libre y no deberá superar las 30 líneas. COMUNIDAD ESCOLAR se reserva todos los derechos para seleccionar, extractar y publicar las cartas recibidas. Para colaborar es necesario enviar nombre y dos apellidos y el DNI, datos que se mantendrán en absoluta reserva
comunidad.escolar@educ.mec.es

 
   
 
   

Inmigración infantil

Los medios de comunicación han recogido, en estos días, una información que, a mi juicio, puede paliar el problema de la inmigración de menores, sobre todo los procedentes de Marruecos. En la ciudad autónoma de Ceuta podemos observar la presencia de numerosos adolescentes de origen magrebí deambulando por las calles.
Para frenar este problema, el delegado del Gobierno Luis Vicente Moro ha declarado que se están llevando a cabo gestiones con el Gobierno marroquí, para la construcción de dos centros educativos en Tetuán y Nador. Con una capacidad para unos 250 alumnos, además de acoger a los niños que cruzan la frontera sin recursos ni apoyos, estos centros les proporcionarían una formación marroquí y española. El coste de esta iniciativa correría a cargo de la Unión Europea y del Gobierno español.
También, el delegado de Ceuta ha manifestado que los jóvenes que obtengan una titulación serían los primeros en entrar en los cupos de inmigración legal.
Somos conscientes de que la solución a la inmigración ilegal, que afecta especialmente a la ciudad ceutí, una de las vías de acceso a España para los africanos, resulta complicada para las autoridades. Pero, por lo menos, con esta iniciativa varios centenares de menores, que carecen de lo más elemental para una vida digna, tendrían un lugar de acogida y unas mejores expectativas de futuro.

Francisco Gómez
(Ceuta).

 
   
 
   
La importancia de los idiomas

En medio de las polémicas educativas sobre las reformas de la Formación Profesional y la Universidad, ha surgido en estos días una iniciativa concreta y desprovista de demagogia, una iniciativa que va al grano: la Generalitat de Cataluña, en una propuesta ratificada por todos los rectores de la universidades catalanas, quiere que todas las carreras incluyan el dominio de una tercera lengua, preferentemente el inglés, y que está sea requisito obligatorio para la obtención del título en una determinada especialidad.
Por fin alguien en este país pone en marcha una medida que estaba en la mente de todos desde hace muchos años pero que nadie se atrevía a plantear. Es cierto que el desarrollo de la reforma educativa en los niveles no universitarios ha incluido iniciativas plausibles en este terreno, como adelantar el estudio de idiomas desde los primeros años de la escolaridad, algo que no sucedía con la Ley General de Educación. Pero no es menos cierto que los conocimientos sobre idiomas que atesoran actualmente los estudiantes que finalizan la Secundaria y el Bachillerato son, cuando menos discretos, por no decir nefastos.
Ahora, esta medida de las universidades catalanas -disponen de cuatro años para reformar sus planes de estudio y ponerla totalmente en práctica- debería ser impulsada en el resto de las Comunidades Autónomas. Creo que es un primer paso para que nuestro alumnos dejen de estar en el furgón de cola de la Unión Europea en cuanto al dominio de una lengua que no sea la materna.

Esteban Rodríguez Marín
(Barcelona)

 

 
arriba