La satisfacción de los alumnos en
el colegio es el factor que más favorece su rendimiento escolar

El INCE realiza un informe sobre la evaluación
de la Educación Primaria

La satisfacción de los alumnos en el colegio y con la actividad escolar, el hecho de disponer de libros en casa, el temprano inicio de la escolarización y las expectativas amplias de formación son factores que favorecen el rendimiento escolar, según señala un informe del INCE sobre evaluación de la educación primaria.

Los alumnos de los centros públicos y las chicas son los escolares más satisfechos con la educación
que reciben. (Foto: Rafael Martínez)

Madrid.
El estudio de evaluación de la educación primaria 1999, llevado a cabo por las administraciones educativas y el INCE (Instituto Nacional de Calidad y Evaluación), planteaba como objetivos conocer lo que saben los alumnos al final de este nivel educativo en lengua castellana, matemáticas y conocimiento del medio, y relacionar el rendimiento de los alumnos con los factores contextuales y los procesos educativos.
De todos estos aspectos, según se afirma en el informe, la satisfacción que muestran los alumnos hacia el colegio es el factor fundamental en la valoración de su rendimiento escolar.
En el estudio se incluía una selección de aspectos que mantienen relación con el rendimiento de los alumnos (inicio de escolarización, expectativas, hábitos de trabajo y ocio, relaciones personales y relaciones escolares), y en el informe elaborado a partir de los resultados del estudio se constata que "la satisfacción que muestran los alumnos hacia el colegio es el factor fundamental a la hora de medir y valorar su rendimiento escolar".

Inicio de la escolarización

Según el informe del INCE, de los alumnos que estudiaban sexto curso de Primaria en el año 1999, el 78% ya estaba escolarizado a los 3 años, el 95% a los 4 años, y el 98% a los 5 años. En el informe se precisa que "existen diferencias significativas en los resultados que obtienen los alumnos en las tres áreas evaluadas (conocimiento del medio, lengua y matemáticas), que están relacionadas con la edad en que comenzaron su escolaridad", y se destaca que "sólo los alumnos que iniciaron su escolarización con 2 ó 3 años de edad obtienen un rendimiento superior a la media en las áreas de conocimiento del medio, lengua y matemáticas". A este respecto, en el informe se concluye que "se puede afirmar que los alumnos que comienzan su escolaridad a los 2 años de edad obtienen un rendimiento significativamente más alto que los alumnos que comienzan a cualquier otra edad".
Lo contrario ocurre con el rendimiento de los alumnos que comienzan a ir a la escuela a los 5 años, "que es significativamente más bajo que el que consiguen los que comenzaron antes de cumplir esa edad".
Asimismo, se constata en el informe que "no existen diferencias significativas en la edad de comienzo de la escolarización según el sexo de los alumnos (niños y niñas se incorporan al sistema educativo a la misma edad), pero sí existen diferencias destacables en cuanto al tipo de centro: los alumnos de centros privados comenzaron su escolaridad con una media de 2 años y seis meses, mientras que los alumnos de centros públicos lo hicieron tres meses más tarde".

Libros que el alumno tiene en casa

En el trabajo realizado por el INCE se informa que un 95% de los alumnos afirma tener libros en casa, sin contar los libros de texto. Un 37% de los alumnos manifiesta que en su domicilio tiene entre 0 y 50 libros; el 29%, entre 50 y 100 libros, y un 32% afirma tener más de 100 libros en casa. Un 85% de los alumnos afirma tener libros en su propia habitación.
Los resultados que obtienen los alumnos en las tres áreas evaluadas están relacionados con el número de libros que posee. Así, se indica en el informe, "cuantos más libros tienen en casa, mayor es su rendimiento escolar". Asimismo se concluye que, en este aspecto concreto, "no existen diferencias en cuanto al sexo de los alumnos, pero sí en cuanto al centro escolar, ya que los alumnos de centros privados disponen en su domicilio de más libros que los alumnos de centros públicos".

Expectativas de estudio

Un 35% de los alumnos de sexto curso de Primaria afirma, según se precisa en el informe, que aún no sabe hasta qué nivel piensa seguir estudiando; un 11% afirma que quiere finalizar los estudios de Secundaria; un 4%, acabar el Bachillerato; un 4%, hacer Formación Profesional, y un 46% expresa su deseo de hacer una carrera universitaria.
Los resultados que obtienen los alumnos en las tres áreas de conocimiento evaluadas en el estudio del INCE están relacionados con el nivel de estudios hasta el que manifiestan que quieren llegar, de tal modo que "los resultados y rendimientos más altos los alcanzan los alumnos que desean estudiar una carrera universitaria, seguidos por los de aquellos alumnos que, probablemente por tener sólo 12 años, aún no tienen decidido qué quieren estudiar; en el otro extremo están los alumnos que tienen la intención de dejar los estudios cuando terminen la Educación Secundaria Obligatoria, que son los que obtienen el rendimiento más bajo".
En este apartado, según refleja el informe, "las chicas y los alumnos de los centros privados tienen unas expectativas sobre los estudios que desean realizar más elevadas que los chicos y los alumnos de los centros públicos, respectivamente".

Deberes, inteligencia y esfuerzo

El informe del INCE destaca que "el 57% de los alumnos dedica entre una y tres horas diarias a realizar los deberes; un 33% emplea una hora o menos; el 3% afirma que no tiene deberes, y otro 3% dice que, aunque tiene deberes, no los hace".
Según los resultados, en el informe que constata que "en este nivel educativo, los alumnos que obtienen un rendimiento superior a la media son los que dedican más de una hora diaria a realizar los deberes", y se afirma que "no existen diferencias apreciables entre alumnos de centros públicos y centros privados ni entre chicas y chicos".
El informe del INCE indica asimismo que "se ha podido comprobar que cuanto más alto puntúan los alumnos la importancia que para ellos tiene la inteligencia, el esfuerzo y las habilidades artísticas, mejor es su rendimiento". En este apartado no existen diferencias de puntuación en cuanto al sexo de los alumnos, pero sí diferencias significativas en cuanto a la titularidad de los centros: los alumnos de los centros privados puntúan más alto la inteligencia, el esfuerzo y las habilidades artísticas que los alumnos de los centros públicos.

Padres y hábitos de trabajo

De todos los aspectos analizados en el estudio del INCE de la relación entre padres y alumnos, el factor en el que los alumnos afirman que sus padres les obligan a estudiar, les preguntan si han hecho los deberes y les dicen que se porten bien en clase y que ayuden en las tareas de casa, el que tienen una mayor relación, aunque inversa, con el rendimiento.
"Existe –se señala en el informe- una relación entre los resultados que obtienen los alumnos y una mayor o menor puntuación en el factor ‘preocupación de los padres por los hábitos de trabajo de sus hijos’; los alumnos con puntuaciones más bajas son los que obtienen un rendimiento más alto, por consiguiente, parece que los padres se preocupan más por los hábitos de trabajo de sus hijos cuanto peores son los resultados que éstos obtienen".

Exigencia del profesorado y actividad escolar

En el informe del INCE se destaca que los alumnos que obtienen un rendimiento inferior a la media global son aquellos que consideran que el profesorado es poco exigente. Al contrario, los alumnos con mejores resultados escolares son los que consideran que el profesor es muy exigente.
No existen diferencias en este factor entre alumnos de centros públicos y privados pero sí en cuanto al sexo, ya que los chicos puntúan más el nivel de exigencia del profesor que las chicas.
De todos los factores que influyen en el rendimiento escolar, el gusto y la satisfacción de los alumnos por acudir al colegio es el que más se relaciona con el rendimiento. Cuanto más alta es la autonomía de los alumnos y su satisfacción, mayor es su rendimiento.
En cuanto al sexo y a la titularidad del centro, se destaca en el informe que "las chicas y los alumnos de los centros públicos están más satisfechos que los chicos y los alumnos de los centros privados con el nivel de autonomía y actividad escolar".

Ámbito y selección de la muestra

El ámbito poblacional del estudio lo constituían los alumnos matriculados en sexto curso de educación primaria en el curso escolar 1998-99; la selección de la muestra se realizó a partir de los centros en los que estudiaban los alumnos y formaron parte de ella todos los alumnos de un aula de cada uno de los centros seleccionados.
La muestra lograda estuvo constituida por 562 centros, 10.743 alumnos, 9.895 familias, 542 equipos directivos, 545 profesores tutores y 1.264 coordinadores de ciclo.
Para cada una de las materias evaluadas se elaboraron cinco pruebas distintas con una parte común que permite realizar comparaciones y, con el fin de recoger información sobre el contexto educativo general, se confeccionaron cuestionarios específicos para cada colectivo que participó en el estudio.

 

arriba