La Cumbre de Praga analiza el proceso
de construcción del Espacio Europeo de
Educación Superior

Madrid.- El secretario de Estado de Educación y Universidades, Julio Iglesias de Ussel, presidió la delegación española que participó, los pasados días 18 y 19 de mayo, en la Conferencia de Ministros de Educación sobre Enseñanza Superior que se ha celebrado en Praga (República Checa), y en la que han participado asimismo el presidente de la CRUE, Saturnino de la Plaza, y el rector de la Universitat Autónoma de Barcelona, Carles Solé, en su calidad de miembro del Comité Ejecutivo de la recientemente constituida Asociación de la Universidad Europea, creada el 31 de marzo en Salamanca.
A esta reunión, denominada Cumbre de Praga, han asistido ministros de Educación o representantes de máximo nivel de 29 países, firmantes de la Declaración de Bolonia, así como los presidentes de las Conferencias de Rectores de dichos países, expertos en enseñanza superior y representantes de la Comisión Europea, Consejo de Europa, UNESCO, OCDE y organizaciones de estudiantes.
Las instituciones europeas de educación superior, que se reunieron en Salamanca a finales del pasado mes, hicieron llegar a la Cumbre el Mensaje de la Convención, que recoge los principios, objetivos y prioridades de las instituciones de educación superior en la construcción del Espacio Europeo de Enseñanza Superior.
En la reunión se debatió y analizó la situación y el estado del proceso de construcción del Espacio Europeo en el ámbito de la Educación Superior, impulsado tras la Declaración de Bolonia, y se analizaron los resultados de las últimas modificaciones en los sistemas de educación superior de Europa, centrándose la atención en aspectos como movilidad, evaluación de la calidad y acreditación de títulos.
El análisis de las recomendaciones de la Convención de Instituciones Europeas de Enseñanza, celebrada en Salamanca, y de la Convención de Estudiantes Europeos, así como el análisis del proceso de construcción del Espacio Europeo de Enseñanza Superior desde la perspectiva de los países de la Europa Central y del Este, fueron otros de los puntos básicos de la Cumbre de Praga, que sentó las bases para la próxima cumbre europea de educación superior, a celebrar en Berlín (Alemania) en el año 2003.

Más de 150.000 alumnos, casi 40.000 menos
que en el pasado año, concurrirán
en junio a las pruebas de selectividad

Madrid. Más de 150.000 estudiantes de enseñanzas medias, procedentes de COU y del segundo curso del Bachillerato LOGSE, se presentarán, en el próximo mes de junio, a la primera convocatoria de las Pruebas de Acceso a la Universidad (Selectividad) del presente curso académico, en las que serán, previsiblemente, una de las últimas convocatorias de estas pruebas, dado que en el anteproyecto de la nueva Ley de Universidades se incluye la supresión de las mismas.
Según esta previsión, a las pruebas de selectividad concurrirán en esta primera convocatoria casi 40.000 alumnos menos que en junio del pasado año. Los datos proporcionados por el Instituto Nacional de Estadística relativos al pasado curso académico indican que se presentaron a las pruebas de selectividad en el pasado año un total de 266.796 alumnos, de los que 188.680 lo hicieron en la convocatoria de junio.
Las pruebas de selectividad de este curso se celebrarán entre la segunda y tercera semana del mes de junio, en función de la elección de fechas de las distintas Comunidades Autónomas.
Las fechas previstas para la celebración de las pruebas de selectividad son: Madrid (días 11 a 13 de junio); Comunidad Valenciana, Extremadura y Asturias (12 a 14); Castilla y León, Cantabria, Galicia, Navarra, Cataluña, La Rioja, País Vasco y Canarias (13 a 15); Andalucía, Aragón y Murcia (18 a 20), y Baleares y Castilla-La Mancha (19 a 21 de junio).

Crédito de 8.200 millones a las universidades públicas en compensación a la exención de tasas

Madrid. El Pleno del Congreso de los Diputados, en reunión celebrada el pasado día 17 de mayo, aprobó, con sólo un voto en contra, la concesión de un crédito extraordinario, por un importe de 8.230 millones de pesetas, destinado a las universidades públicas para compensar los costes derivados de la reducción o exención de las tasas a alumnos de familias numerosas.
El Gobierno aprobó un proyecto de ley relativo a la concesión de este crédito extraordinario en diciembre de 2000, tras recibir de las universidades la documentación referida a los alumnos que se habían beneficiado de las ayudas por pertenecer a familias numerosas.
Con la concesión de este crédito se compensa a las universidades públicas por los costes derivados de la reducción o exención de los precios públicos por servicios académicos a alumnos de familias numerosas correspondientes a los cursos 1996/97 (331.258 pesetas) y 1997/98 (7.899 millones de pesetas).
Desde 1995, año en que comenzó a aplicarse la normativa por la que se amplía el concepto de familia numerosa (de cuatro a tres hijos, o a dos si uno de ellos es discapacitado), los ingresos por matriculaciones en las universidades públicas sufrieron una sustancial reducción.

 
arriba