El escritor Luis Racionero toma posesión como nuevo director de la

Biblioteca Nacional

Sustituye a Jon Juaristi, quien se ha hecho cargo del Instituto Cervantes

Madrid.
El escritor Luis Racionero ha tomado posesión de su cargo como nuevo director de la Biblioteca Nacional, en sustitución de Jon Juaristi, quien ha pasado a dirigir el Instituto Cervantes.
La ministra de Educación, Cultura y Deporte, Pilar del Castillo, que presidió el acto, calificó a  Racionero

Luis Racionero toma posesión de su cargo en presencia de la ministra Pilar del Castillo y de su predecesor Jon Juaristi. (Foto: Rafael Martínez)

de "pensador, escritor, humanista y novelista sensible, que posee unas cualidades que le hacen muy adecuado para la investigación de los libros y la gestión de un organismo como este".
Racionero, autor entre otros libros de "Del paro al ocio", "Oriente y Occidente", "El arte de escribir" o "La cárcel del amor", destacó en su discurso que lo que más le gustaba de esta vida eran los libros, pero que lo que más le importan son las personas, "por eso me esforzaré para conservar los primeros y para que se sientan a gusto las personas que trabajan es esta casa". En este sentido, al igual que su predecesor, pidió un aumento de la plantilla de la Biblioteca Nacional, porque "hace falta más gente para que funcione como yo desearía", señaló.
Por su parte, el anterior director de la institución, Jon Juaristi, explicó el "sabor agridulce" que le produce el tener que dejar las riendas de la Biblioteca Nacional. Consideró un privilegio haberla dirigido durante el último año y se lamentó del poco tiempo que ha permanecido en el cargo. "Mi paso ha sido breve pero me llevo buenos recuerdos", añadió.

Ampliación innecesaria

Juaristi se refirió también a la posible ampliación de la Biblioteca Nacional hacia el Museo Arqueológico, señalando que "el problema de la Biblioteca en estos momentos no es de espacio. En el edificio Recoletos se ha ganado bastante amplitud con las obras. La incorporación de la parte del Museo Arqueológico no nos resolvería ningún problema urgente. La polémica que se ha planteado es bastante artificiosa. No creo que mejorara sensiblemente la situación".
También Pilar del Castillo negó la posible ampliación de la Biblioteca Nacional con la actual sede del Museo Arqueológico. "El Museo necesita espacio y tiene una magnífica ubicación, pero de momento no es una primera preocupación ni de la Biblioteca ni del Arqueológico. Ha habido opiniones de diverso tipo, pero han sido siempre hipótesis que no han ido más allá de la discusión", apuntó.
Al acto de toma de posesión también asistieron el presidente del Patronato de la Biblioteca, Antonio Fontán; el secretario de Estado de Cultura, Luis Alberto de Cuenca; el subsecretario, Mariano Zabía; y otros altos cargos del Departamento.

 

arriba