Dignificación profesional
para los docentes

FETE-UGT inicia una campaña para reivindicar
mejores condiciones laborales y retributivas para todos
los trabajadores de la enseñanza

Defender el concepto de educación como un servicio público
es el principal objetivo de una campaña reivindicativa de carácter estatal, que va a promover FETE-UGT por "la dignificación profesional, el empleo y el salario de todos los trabajadores de
la enseñanza". Por ello, reclama mejores condiciones
económicas y de trabajo para los profesores de todos los
niveles y para el personal laboral.

Madrid. G. ARIANES
La Federación de Trabajadores de la Enseñanza de la UGT (FETE-UGT) ha promovido una campaña "Por la dignificación profesional, el empleo y el salario", que pretende ser el punto de partida de una serie de reivindicaciones que este sindicato va a plantear a todas las administraciones educativas en todo el Estado. En unos tiempos en los que "la existencia laboral del profesorado y de los trabajadores de la enseñanza deviene en una cierta frustración", FETE quiere plantear "una contraofensiva en defensa de la educación entendida como un servicio público", y un compromiso para "recuperar en los centros el ser social, el trabajo en equipo y la participación laboral".
El secretario general de FETE-UGT, Jesús Ramón Copa, ha presentado la campaña durante una reciente rueda de prensa, en la que ha afirmado que "desde hace años se está transmitiendo desde las propias autoridades educativas una sensación de fracaso. Se está planteando un autentico acoso a la escuela pública, y esto se está notando en los claustros". En su opinión, "a los trabajadores de la enseñanza se nos reclaman una serie de tareas que van más allá del ámbito estrictamente escolar o universitario y, poco menos que se hace recaer sobre nuestras espaldas la responsabilidad de la educación, de la formación y del futuro de la sociedad. La administración, la familia y la sociedad -ha añadido- no sólo delegan estas funciones sobre nosotros sino que culpabilizan al colectivo del fracaso escolar y social existentes, como si los demás factores no tuvieran relevancia".
Por todo ello, esta organización pretende promover "una campaña que diga algo al profesorado, que hable de la importancia de la función docente y de la importancia de todos los trabajadores relacionados con la docencia, porque todas las profesiones son importantes y algunas imprescindibles". En consecuencia, va a plantear asimismo reivindicaciones concretas para la enseñanza pública, la privada, la universidad y el personal laboral.

Estatuto docente

En el sector público FETE es partidaria de reforzar el papel del claustro de profesores, de establecer un nuevo marco en las relaciones de convivencia de los centros, y de negociar un Estatuto de la Función Pública Docente. También reclama subidas salariales por encima del IPC previsto, "a fin de recuperar la pérdida del poder adquisitivo de nuestros salarios"; la inclusión de la cláusula de revisión salarial, "para compensar las nefastas consecuencias de las posibles desviaciones del IPC", y pagas extras al 100% de las retribuciones. Y pide un nuevo sistema de acceso a la función docente, un concurso de traslados que garantice la movilidad entre cuerpos y la movilidad funcional, y la negociación de las plantillas.
En la enseñanza privada plantea "recuperar y potenciar la participación en todos los órganos de representación (claustros, consejos escolares, etc.)", y posibilitar e incentivar la investigación y la formación del profesorado. Además, quiere negociar nuevos acuerdos de centros en crisis, potenciar la contratación indefinida "limitando la contratación temporal y la subcontratación", promover el reconocimiento de la experiencia en centros privados para acceder a la función pública y al concurso de interinos, y promover la jubilación LOGSE para los trabajadores de la enseñanza concertada. Y reclama la reducción de las horas lectivas y de la jornada del PAS, la disminución de la ratio profesor/alumno, y, en definitiva, la homologación de las retribuciones y las condiciones de trabajo de todos los trabajadores de los centros sostenidos con fondos públicos.

Homologación

Para el personal docente e Investigador (PDI) de las universidades, solicita la "estabilización y la promoción por méritos y sin nuevas oposiciones dentro de un cuerpo único de profesores universitarios". También solicita su homologación salarial "con los niveles medios de la OCDE, lo que significa aumentar el complemento específico en 200.000 pesetas /mes; la revalorización de los complementos docentes e investigador, aumentando su cuantía en un 100%"; y el aumento y la homologación de plantillas entre universidades.
Por último, FETE considera que "el personal de Administración y Servicios y de Atención Educativa y Complementaria también debe ser considerado como parte fundamental del sistema educativo". Por ello, reivindica la "eliminación del empleo precario" en este colectivo de personal laboral, la adaptación de las plantillas a las necesidades reales de los centros de trabajo, la apertura de procesos de funcionarización y laborización voluntarios, la negociación de un acuerdo marco estatal, y el inicio de un proceso de homologación retributiva entre todas las comunidades autónomas.

 

arriba