La FERE pide más aulas concertadas para atender a la expansión demográfica en la periferia de Madrid

Un informe revela que los muni- cipios no metropolitanos y los barrios del oeste y el norte reunirán a la mitad de la población en el año 2011
Los centros católicos piden más aulas concertadas para atender a la diversidad y al aumento de alumnos previsto para los próximos años en la periferia del oeste y el norte de Madrid. Además, un estudio realizado a instancias de la FERE revela que los padres valoran con un simple aprobado a los centros docentes madrileños, sean públicos, o privados laicos o religiosos.
El sector concertado supone el 40% de la enseñanza no universitaria en la comunidad de Madrid con 15.000 profesores y 250.000 alumnos. (Foto: Rafael Martínez)

Madrid. G. A.
La Federación Española de Religiosos de Enseñanza (FERE) ha presentado recientemente un estudio sobre la Dinámica urbana y servicios educativos en Madrid y su área de influencia (desafíos y oportunidades),  realizado a  instan-

cias de esta organización por el Equipo de Investigación Sociológica (EDIS) y la Facultad de Sociología de la Universidad Pontificia de Comillas. Los responsables de FERE-Madrid promovieron este informe hace dos años, para "detectar de forma pormenorizada dónde crece la población de la región, en qué medida se está dando respuesta educativa a esa nueva población y, por último, apreciar la valoración que se hace de la escuela concertada de religiosos en estos nuevos barrios".

Según la proyección de población realizada en este estudio, la Comunidad de Madrid experimentará un crecimiento cercano al cuarto de millón de habitantes en los próximos años, llegando a la cifra de 5.260.000 madrileños. Sin embargo, se prevé que la capital reduzca su porcentaje de habitantes, acogiendo al 50% de la población de la región, en beneficio de los municipios no metropolitanos y de las coronas metropolitanas (barrios periféricos) del oeste y norte que, según se estima, pueden llegar a reunir en el año 2011 al 50% restante.

Oferta importante

Mientras tanto, la región tiene "una oferta educativa concertada muy importante, particularmente de centros docentes de instituciones religiosas". Madrid es la comunidad autónoma con más presencia de colegios concertados, inmediatamente después del País Vasco y Navarra, pues la escuela concertada supone el 40% del sistema educativo madrileño, con 250.000 alumnos y 15.000 profesores, correspondiendo el 75% de este sector a centros de la FERE.

Sin embargo, la escuela religiosa concertada permanece donde se creó hace muchos años, principalmente en zonas céntricas "que acusan un serio descenso de población escolar, aunque la situación de algunos de estos centros sigue siendo plenamente solvente, y gozan de una demanda que supera su oferta de puestos escolares". En cualquier caso, la FERE pide a las autoridades educativas que faciliten la movilidad de colegios del centro de la ciudad hacia las zonas de expansión demográfica, concertando más aulas.

Valoración de los padres

El estudio también incluye un sondeo realizado entre el 15 de febrero y el 6 de marzo de 1999, mediante encuestas con 797 padres de alumnos de Primaria y Secundaria, de 18 barrios nuevos de Madrid y la corona metropolitana. El 87% de los encuestados aprueba (califica con cinco o más) a los colegios privados laicos, el 71,7% a los privados religiosos, y el 71,1% aprueba a los centros públicos. En todos los casos, dicha valoración se queda en el simple aprobado, ya que los centros laicos obtienen una nota global del 5,97, los públicos del 5,62, y los religiosos son calificados con un 5,52.

Según esta encuesta, "son pocos los detractores y los entusiastas de los colegios públicos; son pocos los detractores y muchos más los entusiastas de la enseñanza privada laica; y son bastantes los detractores de los colegios religiosos, aunque son muchos más los que los califican positivamente". De los centros públicos los padres valoran principalmente la transmisión de conocimientos que ofrecen, seguido de la creatividad o formación de la personalidad, y lo peor es la disciplina que, contrariamente, es el elemento más estimado en los colegios privados. Todos los centros, públicos, laicos y religiosos, reciben mala valoración en lo relativo a la preparación de los alumnos para el trabajo.

Los padres consideran que los aspectos fundamentales de la oferta educativa de un colegio son el nivel académico alto, la educación para la convivencia y la sociabilidad. Cuando existe la posibilidad de elegir centro, dan prioridad a su proximidad al domicilio familiar, la profesionalidad de sus profesores, y la formación integral que ofrecen.

Prioridades

Los responsables de FERE-Madrid también han adelantado las líneas de actuación prioritarias para esta organización durante este curso. La secretaria Regional, Julia García, y el secretario Técnico, Emilio Díaz, han calificado de prioritario el cumplimiento del pacto escolar, suscrito por las principales instituciones y organizaciones educativas madrileñas en enero de 1999. Y han pedido a las autoridades regionales que cumplan con lo establecido en dicho pacto, donde se contempla que la Educación Infantil será obligatoria, y extiendan durante los próximos tres años la concertación total al tramo de 3 a 6 años, que actualmente no llega al 30%.

También han manifestado su deseo de profundizar en la autonomía de los centros, tanto a nivel de gestión como a la hora de concretar su oferta educativa, y administrar el horario, la jornada y el calendario escolar. Y han reclamado un mayor esfuerzo presupuestario, para que los centros concertados puedan mejorar sus dotaciones y escolarizar adecuadamente a los alumnos que requieren una atención especial; para atender a la diversidad, especialmente en el segundo ciclo de la ESO; para revisar los currículos de FP; y para potenciar los programas de Garantía Social.

 

arriba