El descubrimiento es un acontecimiento histórico que tendrá grandes repercusiones en la medicina
Bill Clinton
y Tony Blair durante la conferencia de prensa vía satélite. Abajo, a la derecha, Craig Venter, presidente
de Celera Genomics.
La presentación oficial del primer borrador del genoma humano, lo que supondrá la secuenciación completa de su mapa genético, ha supuesto un hito para la historia de la humanidad. La medicina, por ejemplo, ya nunca volverá a ser la misma. Pero, como todo avance, también supone peligros, según el uso que se haga de él.

Madrid.
Ha sido definida como una fecha para la historia de la humanidad: el 26 de junio de 2000, en el que fue presentado el genoma humano, la secuenciación completa de los genes que componen la herencia biológica de la humanidad y que son los nos definen hereditariamente, lo mismo como especie que como individuos.

Pero, aún quedan muchos flecos por descubrir. Tal es el caso, entre otros, del número de genes, que unos estiman en 150.000 y otros en 30.000. Las diferencias en las estimaciones son pues muy grandes. Y el genoma que se ha presentado representa entre un 90 y un 95 % del total de lo que se considerará el borrador del trabajo completo.

Algunos lo han llamado el "libro de la vida". Otros lo han comparado al invento de la rueda, aunque a esto se le puede objetar que los descubrimientos de las ciencias biológicas siempre serán más importantes que los de la mecánica, pues los primeros afectan a la misma esencia del hombre.

Y también ha habido el investigador que ha recordado que la herencia genética no exime de la responsabilidad de lo que hagamos con ella y de cuales sean nuestras acciones. "Estamos aprendiendo el lenguaje con el que Dios creó la vida", dijo el presidente de los Estados Unidos, Bill Clinton, en una ceremonia conjunta en la que la Casa Blanca y Downing Street fueron conectadas vía satélite.

Empresa privada

La empresa privada Celera, la primera que obtuvo la secuenciación completa y el Proyecto Genoma Humano, de carácter público, que le anduvo muy poco a la zaga, llegaron a un acuerdo para intercambiar conocimientos, para colaborar en el futuro y no llevar a cabo investigaciones repetitivas, así como para hacer una presentación conjunta de lo conseguido hasta ahora y eludir toda impresión de rivalidad competitiva y de quien llegó primero. Aunque la empresa privada lo hizo, la pública disponía de importantes hallazgos complementarios a los que la primera no había llegado. Un acuerdo tomado por las dos partes en beneficio de la humanidad que es, en definitiva, lo que debe importar.

Lo que se sabe hoy del genoma, o mapa genético, como también se le califica metafóricamente, ha sido puesto a disposición de todos los científicos del mundo.

Es más, no se podrán registrar patentes, con sus derechos de explotación, de ningún conocimiento genético básico. Aunque si se aceptarán derechos de propiedad sobre cualquier aplicación práctica que se pueda inventar o descubrir.

Derivaciones médicas

Para Bill Clinton, entre las consecuencias prácticas más importantes que se pueden derivar del descubrimiento, está el que cambiará la medicina para siempre. En este campo pueden figurar el diagnóstico anticipado de la posibilidad potencial de desarrollar enfermedades como el Alzheimer, el Parkinson, la diabetes, el cáncer, los problemas cardiacos, la alta presión sanguínea y, en general, de todas las enfermedades hereditarias. Esto permitirá la prevención y puede facilitar tareas como el diagnóstico y el tratamiento.

Ahora bien, ┐cuanto tardarán en llegar estos beneficios?: ┐veinte, treinta, cuarenta o cincuenta años?. Aún quedan muchas cosas por descubrir o relacionar, como identificar qué gen es responsable de cada enfermedad o de determinadas características hereditarias.

También se plantea la siguiente pregunta: para llegar a estos beneficios se requieren complejos conocimientos de tecnología punta y grandes inversiones. Por lo tanto, es posible que sus ventajas alcancen únicamente a los países desarrollados, por muy buenas intenciones que tuviera el presidente de EEUU cuando pidió que fueran para toda la humanidad.

Por su parte, el primer ministro británico, Tony Blair, recordó que todo avance supone siempre, además de beneficios, peligros, en función de cómo se utilice.

Y, ┐a qué extremos puede llevar la manipulación genética, sino se impone un código moral?. Si esta manipulación tiene como objetivo razones médicas, se ha dicho, es lícita. Pero si tiene como finalidad obtener seres humanos de determinadas características, no sólo es inmoral, sino monstruosa.

 

arriba