Mesa de apoyo a la enseñanza concertada

Organizaciones patronales, sindicales, de padres
y alumnos piden mayor financiación para este sector

El informe destaca que el Ministerio debe asumir la promoción y desarrollo de la legislación básica para todo el Estado, evitando la desvertebración del sistema educativo. (Foto: Rafael Martínez)
Nueve organizaciones representativas de empresarios, profesores, cooperativistas, padres y alumnos, han pedido equiparación presupuestaria entre la enseñanza concertada y la pública. También reclaman la extensión de las subvenciones
al primer ciclo de la Educación Infantil, el Bachillerato y los ciclos formativos, así como una mayor dotación de medios humanos
y materiales para escolarizar a las minorías étnicas y culturales.

Madrid. G. ARIANES
Las organizaciones ANCEE, CECE, CES, CONCAPA, Educación y Gestión, FERE, FSIE, UECOE y USO, que representan a empresarios, profesores, alumnos, padres, cooperativistas y religiosos de enseñanza, han constituido una "Mesa de la Enseñanza Concertada", y han elaborado un informe sobre el estado de este sector. Pretenden "dar continuidad al impulso que para el sistema educativo supuso la Declaración conjunta en favor de la educación del 17 de septiembre de 1997; abrir nuevos horizontes una vez consolidado el traspaso de servicios en materia de enseñanza a todas las comunidades autónomas; e informar a la sociedad del proyecto educativo y de la aportación específica de la escuela concertada".

Los integrantes de esta Mesa consideran que la educación debe ser una cuestión de estado que garantice los principios de igualdad, calidad y libertad. Por ello reclaman prioridad para la educación en los presupuestos de las distintas administraciones; desarrollo armónico del sistema educativo gestionado por las comunidades autónomas; respeto al pluralismo; y dotación de medios para dignificar el papel social de los educadores. Consideran positivo el proceso de descentralización educativa, pero temen que el sistema "se pueda estar desvertebrando en la práctica". Y piden al Ministerio "que ostente un papel fundamental de promoción y desarrollo de la legislación básica aplicable a todo el Estado, para evitar que existan comunidades de primera, segunda o de tercera en materia educativa".

Servicio de interés público

Según el informe, la enseñanza concertada representa el 30% del total del Estado en cuanto a centros docentes, y el 34% en cuanto a alumnado matriculado. En algunas comunidades como Madrid, Cataluña y el País Vasco, dichos porcentajes se sitúan entre el 40 y el 50%. Es un sector "sostenido con fondos públicos, que presta un servicio de interés público sin ánimo de lucro, y que se rige por unos órganos de gobierno y control establecidos por ley, con participación de profesorado, padres, alumnos y personal no docente". Y está constituido por centros generalmente integrados, en los que se imparten distintas enseñanzas y niveles educativos.

En este estudio se indica asimismo que el déficit por unidad que deben soportar los centros concertados como media con respecto a los públicos, calculado en base a las diferencias entre los módulos de conciertos y las estimaciones del coste real de la enseñanza del Instituto Nacional de Estadística, es de 116.652 pesetas en el segundo ciclo de Educación Infantil, de 1.199.876 en Primaria y de 530.132 en primer ciclo de la ESO. Por ello, los componentes de esta Mesa piden con urgencia una mayor financiación para estos niveles, y la negociación con el Ministerio y las comunidades autónomas de la equiparación retributiva de los profesores de la enseñanza concertada con los de la pública.

Integración de minorías

Las citadas organizaciones también reclaman la progresiva financiación del primer ciclo de la Educación Infantil, del Bachillerato y de los ciclos formativos, "para que los padres puedan elegir realmente el tipo de centro y de educación que desean para sus hijos". Además, piden mayor dotación de recursos humanos y materiales para mejorar la integración educativa de las minorías étnicas y culturales, "que precisa algo más que pupitres". Y afirman que los centros concertados están abiertos a todos los alumnos, y tienen una "especial sensibilidad" en la atención de niños pertenecientes a minorías de cualquier tipo.

En concreto, el secretario general de la FERE, Ángel Astorgano, ha rechazado las acusaciones de que la enseñanza concertada discrimina a estos estudiantes, aunque reconoce que se puedan registrar problemas puntuales. "El reto educativo para los próximos años será diseñar una educación diversificada y adecuada a cada una de las etnias que viven en España. De lo contrario -ha añadido- volverán a repetirse hechos lamentables como los de Baracaldo, que no son los primeros pero, si no se ponen los medios adecuados, tampoco serán los últimos".

Por último, el informe destaca positivamente la ampliación de la escolarización obligatoria hasta los 16 años, pero valora de forma negativa la poca flexibilidad en la concertación de la Educación Infantil, la escasez de medios en Primaria y FP, o la falta de regulación propia de requisitos mínimos para centros de Educación Especial. Y para Secundaria propone reforzar las áreas instrumentales, analizar el fracaso escolar, adelantar a los 15 años el acceso a programas de garantía social, y configurar el 4 de ESO con varios itinerarios.

 

arriba