La iniciativa "e-Learning" quiere fomentar la cultura digital entre profesores y alumnos

IV Edición del Premio de Literatura «Leer es vivir»
Está dotado con dos millones de pesetas
en cada una de sus modalidades, infantil y juvenil

Madrid.
"Manos para la paz" es el título de un programa de educación en valores que ha sido puesto a disposición de profesores y alumnos durante los meses de febrero y marzo. El programa es resultado de una cooperación entre Manos Unidas, una ONG, y Ediciones SM.
Durante los meses de febrero y marzo, la editorial ha distribuído gratuitamente, entre los centros escolares, 50.000 carpetas con los contenidos que sirven de guía para su desarrollo. El material va dirigido a niños entre 3 y 12 años y ha sido dirigido a 12.000 centros, distribuidos por toda España.
Manos Unidas y Ediciones SM comenzaron a pensar en este proyecto a raíz de que las Naciones Unidas decidiesen declarar el 2000 como el año Internacional de la Cultura de Paz. Una vez materializada la idea, los materiales y la filosofía que los anima parten del deseo de buscar un servicio a la comunidad educativa.
El objetivo es que, desde las edades más tempranas, los niños y niñas vayan asumiendo la responsabilidad de construir su idea de la realidad desde los valores, las actitudes y los comportamientos que fomentan una convivencia en paz.

Materiales de trabajo
Otra de las finalidades es fomentar en clase valores como la autoestima, la responsabilidad, la tolerancia y la cooperación. Para Manos Unidas y Ediciones SM, esto contribuye de una manera inequívoca de afianzar de forma natural los cimientos de una cultura de paz.
El núcleo central del programa lo constituyen una serie de cuadernos para el profesor, uno para Educación Infantil y uno para cada ciclo de Primaria, 1º, 2º y 3º.
Estos contienen una unidad de trabajo para cada uno de los valores que se preconizan, propuestas para la realización de actividades, un decálogo para la paz, información adicional sobre otros recursos y una propuesta de actividad en común.
El cuaderno está acompañado por un cartel de grandes dimensiones para el aula y juegos de pegatinas para los pequeños, con lo que ya se ha convertido en un símbolo universal de paz: la mano abierta.

arriba