Las universidades españolas aportan el mayor porcentaje de la investigación pública

Madrid. Un 70% de los investigadores españoles desarrollan su actividad en las universidades, de lo que se deriva que de ellas proceda el mayor porcentaje de aportación a la investigación pública, según el ministro de Educación y Cultura, Mariano Rajoy.
Rajoy, que hizo estas declaraciones tras la firma de un convenio de colaboración entre la Comunidad de Madrid y la Fundación Ortega y Gasset, añadió también que las universidades son también la cuna de la formación de futuros científicos.
El ministro añadió que el nuevo Plan Nacional de Investigación Científica, Desarrollo e Innovación Tecnológica constituye una apuesta decida por el incremento de la actividad científica y tecnólogica que debe tener una repercusión importante en las universidades y en los institutos universitarios.
Entre otros aspectos de este Plan, Rajoy recordó la dotación de 2000 plazas de investigadores contratados, así como las nuevas figuras de profesor-investigador, que "pueden ayudar a resolver uno de los problemas de nuestro sistema científico".

 
 

Margarita Salas, Premio Unesco L`Oreal
para mujeres investigadoras

Madrid. La bióloga española Margarita Salas ha recibido, junto a otras cuatro científicas, el Premio Unesco-L´Oreal. El objetivo de este es fomentar la participación de las mujeres en la investigación. El galardón incluye la entrega de una dotación de 20.000 dólares (alrededor de 3.3 millones de pesetas) Y el jurado está compuesto por 14 científicos, bajo la presidencia del Premio Nobel de Medicina Christian de Duve.
Margarita Salas es investigadora del Centro de Biología Molecular Severo Ochoa. Nacida en Asturias hace 61 años, y discípula de Severo Ochoa, ha sido la primera mujer que ha ingresado en la Academia de Ciencias Española.
En París, donde recibió el premio, la bióloga española defendió la necesidad de que se preste más atención y ayuda a los investigadores españoles que marchan al extranjero para completar su formación y que cuando piensan en su retorno a España se encuentran con que la posibilidad de poder trabajar con ciertas garantías es bastante escasa y la situación "bastante deficiente". Estos "hombres y mujeres que se forman en el extranjero están muy bien preparados", añadió, "pero después no encuentran oportunidades laborales en España". Por eso, pidió más laboratorios y contratos para su reincorporación, pues, en la actualidad, estos ‘no son suficientes’. Junto a ello, abogó por una mayor inversión presupuestaria en ciencia.
En cuanto al acceso de las mujeres a las tareas científicas, declaró que no le gustaba la etiqueta de feminista pero añadió que a pesar de que la proporción entre hombres y mujeres es "buena" en los niveles universitarios, posteriormente en los "puestos estables" su presencia es "menor".

 
 

Mejora la valoración mundial
de la ciencia española

Granada. España ocupa actualmente el noveno puesto dentro de la producción científica mundial por países, según un estudio llevado a cabo por un grupo de profesores de la Facultad de Biblioteconomía y Documentación de la Universidad de Granada. España ha ocupado con frecuencia el número 11 en este tipos de clasificaciones.
Pero, los autores de este estudio se consideran obligados a plantear que para valorar este avance habría que aclarar hasta que punto se debe a los méritos propios de la investigación española y en que medida a la decadencia que se inició hace diez en el sistema de ciencia y tecnología de los países del Este, con la desaparición de la Unión Soviética. El sistema de estos países estaba apoyado desde Rusia, país que atraviesa en la actualidad una grave crisis económica y social.
La clasificación de la investigación mundial para la universidad de Granada queda así: Estados Unidos, con el 29,8%; Gran Bretaña, 8%; Japón, 7,7%; Alemania, 7,3%; Francia, 5,2%; Canadá, 3,5%; Italia, 3,5%; Rusia, 3,3%; España, 2,5%; y Holanda, 2,1%.
Los investigadores españoles han mejorado también en el número de trabajos que publican en las revistas científicas más importantes del mundo, así como en el número de veces que estos artículos son citados por otros investigadores en sus trabajos.

 

arriba