El Distrito Abierto universitario
se implantará en el próximo curso

Barcelona.
El Gobierno tiene la intención de implantar a partir del próximo curso académico, 2000-2001, el Distrito Abierto universitario, según indicó el secretario de Estado de Educación, Universidades e Investigación, Jorge Fernández Díaz, el pasado día 14 en el acto de inauguración oficial del nuevo curso académico de la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC).
Jorge Fernández, que pronunció la lección inaugural, explicó que "el Distrito Abierto permitirá que los estudiantes no encuentren obstáculos que limiten su capacidad de elección de centros", y anunció que "este proyecto se encuentra en una fase avanzada, y nuestra intención es que pueda ser aplicable en el curso 2000-2001".
"Con esta iniciativa -precisó el secretario de Estado de Educación- se pretende romper la actual compartimentación de los distritos universitarios, de manera que se favorezca la movilidad de los estudiantes y la competitividad entre las universidades".

Más becas de movilidad
Jorge Fernández anunció asimismo que el Gobierno aumentará significativamente el número de becas destinadas a facilitar la movilidad de los estudiantes, y en este sentido señaló que "se destinará, por primera vez, una importante partida, de 16.000 millones de pesetas, para becas de movilidad interautonómica".
Por otra parte, el secretario de Estado de Educación, Universidades e Investigación hizo referencia a la caída de la población universitaria que se espera en los próximos años, y señaló que "para el año 2005 está previsto un descenso del 35% en el número de estudiantes respecto al curso actual, en que existen más de un millón de medio de universitarios en las universidades públicas y unos 70.000 alumnos en las universidades privadas".

   
   

Reunión del Grupo Compostela
de Universidades

Lleida.
La Universidad de Lleida acogió, durante los días 14 a 18 de septiembre, la reunión de la V Asamblea General del Grupo Compostela de Universidades, integrado por ochenta centros universitarios españoles y europeos.
El Grupo Compostela, fundado en 1994, es una red de universidades de ámbito europeo que tiene como principal objetivo desarrollar acuerdos de colaboración académica, cultural y científica aprovechando el patrimonio cultural surgido en torno al Camino de Santiago, entendido éste como "un fenómeno social que ha contribuido al encuentro de diferentes pueblos de Europa".
En el transcurso de la Asamblea, que contó con la participación de rectores, vicerrectores y 6 directores de oficinas internacionales de más de treinta universidades españolas y europeas, se han tratado y analizado cuestiones relativas a la movilidad estudiantil, las relaciones universidad-industria, las publicaciones, las relaciones con universidades de Sudamérica y Europa del Este y los aspectos culturales y lingüísticos del propio grupo de centros que integra el Grupo Compostela.

   
   

Paso adelante hacia la equiparación
de los estudios de postgrado en el ámbito Iberoamericano

Santander.
Responsables de trece universidades españolas e iberoamericanas, en reunión celebrada en Santander durante los días 15 a 18 de septiembre, han elaborado un documento en el que se fijan los requisitos mínimos para garantizar la calidad de las enseñanzas de postgrado que se imparten a ambos lados del Atlántico.
La reunión, celebrada en la Universidad de Cantabria, organizadora de las jornadas de debate, y auspiciada por la Asociación Universitaria Iberoamericana de Postgrado (AUIP), fue convocada con el fin de alcanzar un principio de acuerdo tendente a la consecución del objetivo final planteado por los participantes: que los estudios de postgrado puedan ser considerados equiparables en todo el espacio iberoamericano, incluidos España y Portugal.
El director de Tercer Ciclo y Estudios Propios de la Universidad de Cantabria, Rafael Ferrer, señaló al término de la reunión que en ella "se ha intentado dar una etiqueta de denominación de origen a los estudios de postgrado no vinculados a la investigación, abarcando tres aspectos fundamentales: la programación de los cursos, su puesta en marcha y desarrollo y los controles de calidad".
En el documento fijado, que será remitido a las 136 universidades de 26 países que integran la AUIP, se establecen una serie de recomendaciones básicas, entre las que destacan que los cursos de postgrado deben tener una duración mínima de 500 horas lectivas (equivalente a 50 créditos en el sistema universitario español), que los alumnos deberán ser titulados universitarios y que no se podrá admitir a más de cuarenta alumnos por curso. Asimismo, en el documento se destaca la importancia de la autoevaluación y se plantea la posibilidad de adoptar modelos de control de calidad para asegurar la formación óptima del alumnado de tercer ciclo.

arriba